Uno de los más grandes retos para la exploración de otros mundos es el abastecimiento de agua para los astronautas. (Pixabay)
Uno de los más grandes retos para la exploración de otros mundos es el abastecimiento de agua para los astronautas. (Pixabay)
Agencia Europa Press

Agencia de noticias

Moléculas de agua se pueden generar en la y otros cuerpos pequeños sin atmósfera cuando los iones de hidrógeno del Sol chocan con el abundante material de silicato de la superficie.

MIRA: China iniciará construcción de su estación espacial en junio: conoce todos los detalles

Es la conclusión de simulaciones realizadas en laboratorio por un equipo de investigación dirigido por Yusuke Nakauchi (JAXA), la agencia espacial japonesa.

En los últimos años, los datos de observación de los exploradores lunares han informado de la existencia de ‘agua de la Luna’, lo que ha llevado a una discusión sobre la posibilidad de que se estén produciendo moléculas de OH o H2O en la irradiación de la superficie de la Luna por el viento solar.

MIRA: SpaceX: el prototipo de nave espacial de Elon Musk consigue aterrizar pero poco después se incendió y explotó

Si bien se ha denominado colectivamente “agua de luna”, no estaba claro si se estaba detectando la presencia de grupos OH o H2O. Se han realizado previamente experimentos para simular la irradiación de la superficie lunar por el viento solar y se informó que se puede generar H2O a través de un impacto de micrometeoroide después de la irradiación con iones de hidrógeno, informa JAXA en un comunicado.

Suficiente por sí sola

En estos nuevos experimentos se encontró que la irradiación de iones de hidrógeno por sí sola puede ser suficiente para generar H2O. Estos resultados muestran que el H2O se puede generar en una reacción muy simple en la Luna y en la capa superficial de pequeños cuerpos que están directamente expuestos a los iones de hidrógeno del viento solar.

MIRA: El misterio del Planeta 9: ¿por qué los científicos no logran detectarlo?

En este estudio, se simuló la superficie del cuerpo celeste utilizando una muestra en polvo de mineral de silicato hidratado (serpentina y saponita) que se encuentra en condritas carbonáceas.

Este se instaló en una cámara ambiental de alto vacío y se irradió con un haz de iones de hidrógeno para simular los protones en el viento solar. El proceso de formación de OH y H2O a través de la irradiación por el haz de iones de hidrógeno se investigó mediante un examen detallado de los cambios en el espectro de reflexión del infrarrojo cercano.

El experimento se realizó en colaboración con el Centro de Investigación de Energía Wakasa Wan, utilizando el dispositivo de implementación de la fuente de iones de microondas del centro de investigación y el Espectrómetro de Infrarrojos por Transformada de Fourier (FTIR).

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RELACIONADO

Humanos en Marte: ¿es posible?

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter:

TAGS RELACIONADOS