El experimento fue hecho por investigadores del centro de investigación "Riken" y la Universidad de Tokio. (Foto referencial: Shutterstock)
El experimento fue hecho por investigadores del centro de investigación "Riken" y la Universidad de Tokio. (Foto referencial: Shutterstock)
Redacción EC

Un equipo de científicos japonés ha demostrado que los días pasan cuatro nanosegundos más rápidos en el observatorio de la torre de la capital nipona “Tokyo Skytree”, a 450 metros de altura, que a pie de calle.

Este descubrimiento sirve como nueva confirmación de lageneral de , que predijo que los relojes marcarían la hora más lentamente conforme más cerca estuvieran de un polo de atracción gravitacional, en este caso, del propio centro de la Tierra.

El experimento fue realizado en octubre de 2018 gracias al uso de relojes ópticos ultraprecisos por un equipo liderado por Hidetoshi Katori, del centro de investigación "Riken" y la Universidad de Tokio, y se ha publicado en la revista científica digital "Nature Phototonics".

Según un comunicado de “Riken”, comprobaciones similares se habían realizado hasta la fecha dentro de laboratorios o mediante satélites que se situaban a miles de kilómetros de diferencia de la superficie terrestre.

Queríamos demostrar que podíamos realizar este tipo de medidas tan precisas en cualquier sitio fuera de un laboratorio, con herramientas transportables. Es el primer paso hacia la creación de relojes ultraprecisos en aparatos de la vida diaria”, afirmó Katori en declaraciones facilitadas hoy por este centro de investigación.

Torre de “Tokyo Skytree”, ubicada en la capital nipona. (Foto: Agencia)
Torre de “Tokyo Skytree”, ubicada en la capital nipona. (Foto: Agencia)

Estos científicos lograron miniaturizar dos relojes de red óptica, normalmente de gran tamaño, hasta poder transportarlos y situarlos respectivamente en la base y en el observatorio a casi medio kilómetro de altura de la torre tokiota de 634 metros, la segunda estructura más alta del mundo, después del edificio Burj Khalifa de Dubai.

“Estos relojes pueden distinguir pequeñas diferencias en la altitud, lo que nos puede permitir medir salientes del terreno en lugares como volcanes activos o deformaciones de la corteza terrestre”, señaló Katori.

EFE

TE PUEDE INTERESAR

Síguenos en Twitter...