Los genes explican por qué algunos necesitan dormir menos
Los genes explican por qué algunos necesitan dormir menos
Redacción EC

Especialistas de todo el mundo coinciden en que las personas deben tomar entre siete y nueve horas para dormir y, de esa manera, descansar de forma correcta. Sin embargo, de acuerdo con los datos recolectados por los , el 28% de los adultos de ese país reporta dormir seis horas o menos en un período de 24 horas. 

Esta conducta trae como resultado el aumento de la durante el día, problemas de concentración, así como bajos niveles de energía. Además, aumenta el riesgo de sufrir depresión e incluso accidentes de trabajo.

Tema genético

Pero hay personas a las que les basta dormir seis horas o menos para sentirse renovadas y con las energías suficientes para enfrentar un nuevo día.

En una reciente investigación, científicos estadounidenses descubrieron que una mutación genética era la responsable de que algunas personas necesiten menos horas de .

Para esto, realizaron un estudio en cien parejas de hermanos gemelos. Todos eran del mismo sexo y se encontraban en buen estado de salud, sin enfermedades crónicas.

A todos se les midió la duración de su sueño nocturno por ocho días. Además, analizaron su respuesta a 38 horas de privación del sueño y la duración del proceso de recuperación del . Asimismo, se examinó su rendimiento cognitivo cada dos horas durante la privación del sueño.

Los investigadores descubrieron que los gemelos que contaban con el p.Tyr362His, una variante del gen BHLHE41, necesitaban menos horas de sueño.

“Este estudio pone en relieve que nuestra necesidad de dormir es netamente biológica y no una preferencia personal”, señaló el doctor Timothy Morgenthaler, presidente de la Asociación Estadounidense de Medicina del Sueño.

“La mayoría de los alumnos parece necesitar por lo menos siete horas de de calidad cada noche para una salud óptima, la productividad y el estado de alerta durante el día”, agregó el especialista.

Importante hallazgo

“Este trabajo proporciona una segunda variante genética importante asociada con la falta de sueño y, por primera vez, muestra el papel del gen BHLHE41 en la resistencia a la privación de sueño en los seres humanos”, señaló Renata Pellegrino, quien es investigadora asociada en el Centro de Genómica Aplicada del Hospital de Niños de Filadelfia.

La nueva investigación fue publicada esta semana .

POR CICLOS

El sueño nocturno se suele organizar en 4 o 5 ciclos de entre 90 y 110 minutos cada uno.