“Quiero saber si hay vida fuera de la Tierra”
“Quiero saber si hay vida fuera de la Tierra”

Es uno de los científicos más populares del momento. Se le considera entre los responsables de la recategorización de Plutón como planeta enano y el año pasado fue el presentador de la reedición de “Cosmos: un viaje personal” (la mítica serie creada por Carl Sagan). 

La primera temporada completa de “Hablemos del cosmos” (Star Talk), la versión para TV de su programa de conversación sobre ciencia y cultura popular acaba de ser puesta en línea a través de la plataforma digital de la cadena Fox. El Comercio conversó con él sobre la importancia de que la gente conozca de ciencias y cómo hacerlo de forma efectiva a través de los medios de comunicación.


—¿Cuál es el secreto para popularizar la ciencia?


Lo que hemos hecho en “Hablemos del cosmos” es aceptar que hay un ambiente de la cultura popular; mis invitados siempre son representantes de la cultura pop. Todos saben quiénes son. Lo que hago es aprovechar ese ambiente para ponerle toques de ciencia. Es como colocar los adornos en un árbol. Así, el público se enriquece con el aprendizaje. Es una forma muy potente para ofrecer ciencia a las personas que, o bien no saben que les gustan las ciencias o que no les gustan las ciencias. La cultura pop es el secreto.


—¿Pero la cultura pop es suficiente para explicarle a la gente cuestiones tan complejas como la teoría de las cuerdas? ¿O hay temas que simplemente no se deben explicar de otra manera?


La ciencia tiene cosas muy complejas que suceden dentro de ella, en particular en las ciencias físicas, en donde también se debe ser bueno en matemáticas. Los científicos tenemos nuestro vocabulario, nuestro léxico y nuestros ritos. Pero eso no significa que no haya partes que puedo compartir contigo sin necesidad de que conozcas todos los detalles, pero que igual serían bien recibidas. Por ejemplo, yo puedo decir que los átomos de tu cuerpo tienen su origen en las estrellas. Los núcleos calientes de las estrellas que han explotado hace 4,5 millones de años en nuestra galaxia. Es decir, que tenemos un universo viviente dentro de nosotros. Ese es un hecho profundo, pues te dije lo que necesitas saber y lo que te interesaba. Si luego vienes a preguntarme cómo calculé eso, te puedo mostrar los procedimientos y profundizar más. Incluso sin llegar al detalle se pueden apreciar los descubrimientos de la ciencia.


—¿Por qué se suele pensar que la ciencia es aburrida?


Creo que el problema empieza en la escuela. El sistema educativo considera a la ciencia como un tema más. Si lo apruebas, está bien. Si no apruebas, estudias, lo pasas y no tienes que regresar a ellas. No se trata solo de ponerlas en el plan de estudios, hay que saber que las ciencias son un tema genial para compartir. Se debe generar interés. Si se le estimula a la gente, van a querer salir y aprender más sin necesidad de obligarlos. Ese es el estado al que quisiera que todos llegáramos.


—¿Cómo elige los temas de su programa?


Es una fórmula larga. No es que nos hayamos tropezado con esto. Hemos estado experimentando con esta fórmula por cuatro años en nuestro programa de radio. Tenemos un famoso invitado, viene a mi oficina y hablamos por una hora de varios temas. Luego revisamos el video o el audio e identificamos las historias o ideas que podemos desarrollar. En la edición usamos clips de la entrevista y de los expertos a los que recurrimos para abundar en determinado tema. Si necesitamos un poco de risa, recurro a uno de mis coanfitriones, que es un comediante, que meterá un poco de frivolidad. La lección es que siempre, en todo, hay algo de ciencia y se puede conectar con ella. Por eso “Hablemos del cosmos” funciona muy bien.


—¿A qué  personalidad le gustaría entrevistar?


Sin duda sería al presidente [Barack] Obama o a la canciller [Angela] Merkel de Alemania. Me encantaría hablar con políticos de alto rango acerca del papel de la ciencia en sus administraciones, en su asignación de dinero, en la declaración de la misión de su país. Me encantaría tener políticos de alto rango en ese país. Pero lo interesante es que hay personas que ni te imaginarías que tienen un lado ‘geek’. Charlie Sheen es un ejemplo. Es considerado el chico malo, pero sé que tiene un profundo interés en el universo. A él me gustaría tenerlo en el programa hablando solo de ese tema. Lo verías de una manera en la que no lo has visto antes, en la que no lo has imaginado antes. Para mí esas son las mejores entrevistas.


—Se han estrenado muchas películas ambientadas en el espacio recientemente. ¿Qué opina de la nueva película de “La guerra de las galaxias”?


Algunas películas son más realistas que otras. Por ejemplo, “La guerra de las galaxias” no es nada realista. Es un cuento de hadas ambientado en el espacio, por lo que no se habla mucho acerca de su ciencia. Pero en el caso de “Star Trek” la ciencia es un protagonista importante. Te das cuenta de cómo la gente termina hablando de la película después.


—¿Qué pregunta aún sin respuesta sobre el universo es la que le intriga más?


Quiero saber si hay vida fuera de la Tierra y que no estamos solos. Pero también me pregunto si es que es vida inteligente. O si es tan inteligente que no nos considera a nosotros como inteligentes. Eso sería divertido, en realidad. Que seamos tan inteligentes para ellos como lo es un gusano para nosotros. Además quiero saber lo que estaba alrededor antes del big bang. ¿Somos uno de múltiples universos?  También me gustaría saber cuál es la naturaleza de la materia oscura y la energía oscura.

Ficha personal

Nombre: Neil deGrasse Tyson

Profesión: Astrofísico

Cargo: Director del planetario Hay-den del Museo de Historia Natural  de Estados Unidos.

Programa: “Hablemos del cosmos” La primera temporada completa ya está disponible en Nat Geo Play y Fox Play.