Equipo listo para la competencia del sábado 9 de mayo. Foto: Carlos Mario Wagner.
Equipo listo para la competencia del sábado 9 de mayo. Foto: Carlos Mario Wagner.
Mongabay Latam

Una competencia diferente. Este año el Global Big Day, la contienda mundial de observación de aves, se dará en medio de la emergencia por el avance del coronavirus que mantiene inmovilizada a gran parte de la población mundial.

Aunque muchos de los seguidores de esta competencia pensaban que la crisis sanitaria mundial frenaría la contienda, como ha ocurrido con otras competencias, los organizadores del Global Big Day decidieron lanzar un gran reto y convocar una participación que no requiera la movilización de las personas.

“Estés donde estés, puedes ser parte de la comunidad global de observadores de aves”, dice la convocatoria lanzada en la página web de e-bird, plataforma creada por el Laboratorio de Ornitología de la Universidad Cornell, que organiza este evento desde el año 2015.

El llamado para observar aves “desde tu hogar” como dice en e-bird es para este 9 de mayo que esta vez centrará la competencia en el registro de listas, en lugar de la cantidad de especies, como se hacía hasta el año pasado. La meta es superar las 100 mil listas en un solo día.

Lee más |

Perú: una experiencia ciudadana

“A inicios de año, hacíamos planes sobre adónde iríamos para el Global Big Day y pensábamos en las áreas protegidas clave. Pero con la emergencia por el coronavirus todo cambió. Y tuvimos que variar la estrategia, porque ya no se trata de mover gente a los sitios biodiversos, sino de sumar más personas”, dice Fernando Angulo, investigador asociado del Centro de Ornitología y Biodiversidad (Corbidi), en Perú.

Angulo también comenta la variación en la forma de medir los resultados que ahora se tendrá en cuenta para definir al país ganador en el Global Big Day.

La forma de medir los resultados ha cambiado radicalmente este año –dice Angulo– y tenemos cierto temor de cómo las personas comprenderán esta medición, por ello, se están realizando charlas virtuales sobre lo que significa hacer una lista.

El chilalo, un ave del norte de Perú. Foto: Fernando Angulo.
El chilalo, un ave del norte de Perú. Foto: Fernando Angulo.

Una lista es unidad en tiempo y espacio para registrar aves. Se puede hacer una lista de las aves registradas durante un tiempo determinado por la mañana, luego hacer otra lista durante la observación en la tarde y por último una en la noche.

También se puede hacer una lista por lugares. Como este año la gran mayoría de personas participará desde su casa, las listas podrían organizarse desde diferentes espacios del hogar. “Puedes hacer una desde tu ventana, otra desde el balcón. Armas listas desde los micro lugares alrededor de donde te encuentras”, comenta Angulo.

En las versiones anteriores, Estados Unidos era el país que siempre presentaba más listas. Sin embargo, como la competencia era por número de especies Colombia y Perú siempre disputaban el primer lugar. Colombia resultó ganador en tres oportunidades mientras que Perú se llevó el triunfo en dos ocasiones.

El hornero paticlaro​ (Furnarius leucopus), otra de las especies que se pueden ver en el norte peruano. Foto: Fernando Angulo.
El hornero paticlaro​ (Furnarius leucopus), otra de las especies que se pueden ver en el norte peruano. Foto: Fernando Angulo.

“Colombia con más de 2000 especies tenía más posibilidades de ganar, así como Perú que registra más de 1800 especies. Sin embargo, hay países con 1000, 500 o muchas menos especies que veían imposible un triunfo y eso los desalentaba a participar”, comenta el experto de Corbidi, por tanto, dice, la medición por listas pone ahora más pareja la competencia.

Con la inmovilización de las ciudades se han visto fotografías y videos de cómo diversas especies han irrumpido en espacios en los que no se veía antes. La irrupción de gaviotas de Franklin (Leucophaeus pipixcan) guanayes (Leucocarbo bougainvillii) y zarcillos (Larosterna inca) en las playas de Lima, capital de Perú, llamaron la atención a inicios de abril.

Sin embargo, para el experto de Corbidi, muchas de las especies que ahora se observan en calles y parque siempre han estado ahí. “Los gavilanes acanelados (Parabuteo unicinctus), por ejemplo, se piensa que llegaron con la cuarentena, pero en realidad están en las ciudades hace 20 o 30 años, solo que no lo sabíamos”.

Las aves llegan hasta los balcones y terrazas. Foto: Cocal Arellano / Aves del Perú.
Las aves llegan hasta los balcones y terrazas. Foto: Cocal Arellano / Aves del Perú.

Angulo comenta que, por ejemplo, en Lima las aves que más se están reportando en el fanpage Aves del Perú son estos gavilanes. “Es grande, impresiona por su tamaño y su presencia, es el que más ha llamado la atención. Pero también están los loros esmeralda (Forpus coelestis); los de cabeza roja y otras aves vistosas como el violinista, que es azul (Thraupis episcopus); y el botón de oro (Sicalis flaveola). La gente recién esté empezando a ver las especies”.

En Chiclayo, ciudad al norte del Perú donde vive Angulo, entre las aves más vistosas están la garza huaco (Nycticorax nycticorax), así como el chilalo (Furnarius cinnamomeus), un ave que camina y que ahora, sin gente en la calle, se ve con frecuencia, cuenta el experto.

La Municipalidad de Lima, a través de su programa Lima Ambiental, ha organizado una serie de conferencias virtuales para brindar información sobre las aves de la ciudad y ha publicado en línea una guía de aves de Lima.

Lee más |

Colombia: observación de aves en la urbe

“Cada ave cuenta En Casa” es el lema que presentan los impulsores de la competencia en Colombia. A través de la página Global Big Day en Colombia se han organizado conferencias y talleres para enseñar cómo manejar la plataforma e-bird, donde se deben subir los registros que se harán durante el sábado 9 de mayo. También se han publicado tutoriales en youtube y se han armado grupos de whatsapp para intercambiar fotos e información como fotografías o cantos de aves.

Para Carlos Mario Wagner, coordinador del Global Big Day para el departamento del Valle del Cauca, en Colombia, la convocatoria a una competencia desde las casas es una buena iniciativa porque permite disipar la mente, además, se trata de una buena oportunidad para fomentar la observación de aves del sector urbano.

“Para quienes vivimos en zonas urbanas será un incentivo para ver las aves de las ciudades. Yo vivo en San Fernando, un barrio con muchos árboles que me permite observar desde mi balcón. Tengo 55 aves registradas desde que se inició la pandemia”, cuenta Wagner.

El afiche del Global Big Day Colombia de este año se hizo con las fotografías de las aves registradas en la competencia del 2019. Imagen: Mauricio Ossa.
El afiche del Global Big Day Colombia de este año se hizo con las fotografías de las aves registradas en la competencia del 2019. Imagen: Mauricio Ossa.

Para Wagner, el Global Big Day de este año será una oportunidad para conocer las aves urbanas y generar un nuevo movimiento mundial. “Se incrementará el número de registro de aves en ciudades y tendremos datos muy interesantes de la avifauna en las urbes”.

Entre las aves que se pueden observar en Cali, la ciudad en la que vive Wagner, están el guacamayo severo (Ara severus), batará crestibarrado (Thamnophilus multistriatus), mosquero cardenal (Pyrocephalus rubinus), tirano melancólico (Tyrannus melancholicus), tangará guirá (Hermithraupis guira) y el carpintero colombiano (Picumnus granadensis), entre otros.

“Será una oportunidad de valorar y reconocer que en las zonas urbanas también hay biodiversidad”, dice Wagner y agrega que con la información que se obtenga se debe pensar en las estrategias de conservación de la biodiversidad en las ciudades. “Las estrategias están pensadas en áreas rurales. Creo que el Global Big Day puede ser un llamado de atención para que las zonas urbanas también merezcan nuestra atención”.

Mauricio Ossa, director de Birds Colombia, cuenta que los coordinadores de cada región han estado muy activos para incentivar a las personas a que se unan al evento mundial desde donde se encuentren. “Puedes participar desde tu ventana, tu balcón o tu jardín, pero siempre respetando las normas de seguridad”, recomienda Ossa teniendo en cuenta la coyuntura del COVID 19.

Ossa duda que lleguen a los resultados del último año cuando Colombia quedó en el primer lugar con 1593 especies y más de 7000 listas registradas, sin embargo, espera que superen las 1000 especies. “Los resultados de este año van a cambiar radicalmente”, señala Ossa, integrante del equipo organizados del Global Big Day Colombia.

En su caso –cuenta Ossa– normalmente registraba entre 80 a 100 especies en cada versión del Global Big Day, pero en esta ocasión será diferente. Lo sabe porque desde hace un mes observa aves desde su casa, todos los sábados, como parte de la convocatoria de la Asociación Bogotana de Ornitología, y hasta el momento ha logrado registrar 26 diferentes especies. “Ahora sé que ese es mi límite”, comenta Ossa.

Varias organizaciones se han unido a esta competencia desde el confinamiento. La Sociedad Ornitológica del Nororiente Andino (Sonora) hizo un llamado a participar a través de su página de Facebook. “Esta versión de Global Big Day la pasaremos en casa, y como #CadaAveCuenta, es momento de redescubrir las aves desde nuestras ventanas, balcones o patios. #QuedateEnCasa”, dice un mensaje en la red social.

Parques Nacionales Naturales de Colombia también se unió a la convocatoria e invitó a sus guardaparques que participen desde su casa o en el área natural protegida en la que se encuentren. “Haz parte de la bandada. Guardaparques desde casa o desde los parques sean parte de la pajareada más grande del mundo”, dice un mensaje en sus redes sociales.

Una versión ampliada de del reportaje fue publicada en Mongabay Latam.

Si quieres conocer más sobre las aves de Latinoamérica y el mundo, . Y si quieres estar al tanto de las mejores historias de Mongabay Latam, o seguirnos en , , y .