La historia del regalo de Navidad perdido en el aeropuerto Jorge Chávez. (Foto: Lima Airport Partners)
La historia del regalo de Navidad perdido en el aeropuerto Jorge Chávez. (Foto: Lima Airport Partners)
Manuel Contreras

El no solo es escenario de efusivos encuentros y despedidas; también lo es de olvidos, involuntarios por supuesto, producto de la confusión y emoción que llenan este lugar cada día y más aún en fiestas navideñas y de fin de año. De hecho, alrededor de 50 objetos son olvidados en el a diario, muchos de los cuales nunca son reclamados. Sin embargo, esta vez, el objeto olvidado tendrá un destino diferente.

Vicente, agente de seguridad del aeropuerto Jorge Chávez y protagonista de esta historia, realizaba su trabajo como un día cualquiera, orientando a las personas, atento a cada movimiento, cuando de pronto se encuentra con una maleta en medio de la nada. Una “maletita”, como él mismo la llamaría, antigua y olvidada a un lado de la faja de equipaje. Como parte del protocolo en estos casos, Vicente llama a precaución: llega la patrulla canina para inspeccionar el objeto, acordonan el espacio y luego aparece la UDEX para descartar que se trate de algún explosivo.

Todo está bajo control. La maleta es abierta y se descubre que en su interior guarda celosamente una sencilla caja de regalo. “¿Quién olvida un regalo de ?” Se pregunta Vicente.

Vicente está decidido a encontrar el dueño del regalo perdido. (Foto: Lima Airport Partners)
Vicente está decidido a encontrar el dueño del regalo perdido. (Foto: Lima Airport Partners)

Con intención de encontrar al dueño, Vicente recorre el aeropuerto con el regalo, pregunta a sus compañeros y a otros empleados del terminal aéreo. Sabe que la probabilidad de encontrar a la persona que dejó la maleta es poca. Sin embargo, Vicente no pierde la esperanza y, como último recurso, acude a las redes sociales para encontrar al olvidadizo viajero. Y así lo encuentra.

Se trataba de Moisés, un viajero al que Vicente había ayudado antes y que había dejado olvidado el regalo de su nieto Junior. Un obsequio muy especial y cargado de significado que encontró a su verdadero dueño. Mira el video de la tierna historia de Navidad que nos comparte el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez.