Para ejercer el oficio de la pesca, Don Ubaldo se levanta todos los días a las 3 de la mañana. (FOTO: DIFUSIÓN)
Para ejercer el oficio de la pesca, Don Ubaldo se levanta todos los días a las 3 de la mañana. (FOTO: DIFUSIÓN)
Redacción EC

El uso intensivo de combustibles como el carbón, gasolina y demás derivados del petróleo han generado un gran problema en la zona marino costera del Perú, según el . El cambio genera migración de las especies marinas y escasez. Todo esto tiene como consecuencia que los pescadores tengan que alejarse más de la costa para traer el pescado a la población.

Don Ubaldo se levanta todos los días a las 3 de la mañana. El hombre de 42 años sale de su casa ubicada en la zona del Pescador de El Alto en Piura hacia el muelle Cabo Blanco, para realizar su labor como . No obstante, antes de partir, siempre se persigna ante el altar de su padre fallecido hace poco: él le enseñó este oficio que ya practicaba su abuelo.

MIRA: El consumo de verduras y pescado se asocia con un cuadro de COVID-19 menos severo

A pesar de que Don Ubaldo estudió para ser metalmecánico y se desempeñó en el rubro petrolero, su pasión por la pesca lo trajo a su pueblo natal. Con 38 años se casó y tiene un hijo que quiere seguir sus pasos. Sin embargo, el padre lo cuida: “Mi hijo es muy pequeño, lo expondría al frío y a temperaturas altas”, explica convencido de que en el futuro le enseñará la tradición familiar.

Con su embarcación “Mi Salvador”, el hombre se aleja a más de 10 millas del pueblo. Luego de 8 horas de faena regresa con hasta 200 kilos de pescado. Don Ubaldo está convencido de que el está afectando a las especies marinas: “Antes, tú encontrabas los pescados aquí cerca, ahora tienes que meterte más lejos”, relata con cierta nostalgia.

MIRA: Reino Unido: Activistas protestan por cambio climático en plena cumbre del G7

Los derrames de petróleo, la basura y la contaminación de las ciudades tienen como destino el mar. “Nosotros nos debemos concientizar en arrojar menos basura para cuidar el mar, la fuente de vida de muchos de nosotros”, señala Ubaldo. Como él, más de 600 pescadores tienen el mismo problema en el muelle Cabo Blanco.

Por otro lado, Don Ubaldo es uno de los beneficiarios del proyecto “Adaptación a los impactos del cambio climático en el ecosistema marino costero” de Profonanpe, el Fondo Ambiental del Perú, lo cual le permite recibir capacitaciones en técnicas de pesca. Además, forma parte del piloto del Sistema de Monitoreo, que registra en imágenes la captura de pescados con todos los protocolos.

MIRA: Desde conocer a de Piérola hasta ver cómo surgía Ancón: ¿qué le contó el pescador más longevo del Perú a El Comercio en 1971?

“Yo agradezco ser parte de este proyecto porque me permite darle un valor agregado a mi producto para que el consumidor se sienta contento de ver de dónde está saliendo y se sienta contento de ver que está consumiendo un pescado sano, extraído de la mejor forma cuidando el ecosistema marino, señala Don Ubaldo.

El respeto al mar y a sus especies no debe ser dejado de lado para este noble pescador. Solo así se logrará continuar llevando el pescado a las mesas de las familias peruanas.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Aprende a preparar una causa escabechada de pescado
Aprende a preparar una causa escabechada de pescado null

TE PUEDE INTERESAR: