Conversamos con Daniel Contreras, especialista en Educación y Adolescencia de UNICEF, para que nos brinde sus apreciaciones sobre el tema. (Foto: Shutterstock)
Conversamos con Daniel Contreras, especialista en Educación y Adolescencia de UNICEF, para que nos brinde sus apreciaciones sobre el tema. (Foto: Shutterstock)
Redacción EC

Durante los últimos meses, madres y padres han experimentado una nueva convivencia con sus hijas e hijos. En hogares con , la se ha convertido en un desafío, y es que “la adolescencia es una etapa en la que se comienza a fortalecer la identidad autónoma”, asegura Daniel Contreras, especialista en Educación y Adolescencia de UNICEF.

MIRA: Por qué es importante hablarle a los niños y niñas sobre la crisis política y cómo hacerlo

“Muchas personas perciben que la adolescencia es una etapa en la que las chicas y los chicos se alejan de sus padres, pero no se trata de una etapa consignada al alejamiento, sino de una etapa en la que se destaca el fortalecimiento de la identidad y carácter autónomo. Y esto se expresa en que la relación cotidiana con los adultos”, señala el especialista de UNICEF.

En ese sentido, comparte algunas recomendaciones sobre cómo convertir este tiempo en una oportunidad para reconectarse con las y los adolescentes.

MIRA: Ciberactivismo femenino: cómo funcionan las protestas políticas de las nuevas generaciones
  1. Comunicar e informar sobre lo que está pasando. Muchas veces pensamos que las y los adolescentes saben y entienden todo lo que está pasando, ya que pasan tiempo conectados a Internet, donde pueden leer y enterarse de todo. Sin embargo, es importante tomarse el tiempo de contarles que está pasando, de manera transparente y auténtica. Por ejemplo, en esta coyuntura de Covid-19, es clave explicarles lo importante que es la higiene y el aislamiento social, sobre todo porque hay mucha información falsa en las redes sociales y páginas que desorienta a las personas. Es importante tomar en cuenta que parte de la comunicación con adolescentes además de hablar, es escuchar, preguntarles cómo se sienten frente a la información que reciben.
  2. Trabajar la paciencia y establecer rutinas en casa. Estos días son un reto para las madres, padres y cualquier adulto de la familia. Pese a ello, es necesario que las y los adolescentes tengan claro que este no es un tiempo de vacaciones y que hay responsabilidades que compartir, cada quien de acuerdo a su rol en casa. Si las madres y padres no se organizan ni crean rutinas, perderán la confianza en las propuestas y planes que hagan frente a sus hijas e hijos.
  3. Mantener vivo el interés por aprender y enriquecer el intelecto. Las madres y padres deben alentar a sus hijos e hijas a leer, escribir, dibujar, pintar y realizar otras actividades que los ayuden a desarrollar su competitividad, creatividad y raciocinio. Plantear actividades en familia es una manera de compartir momentos agradables en esta coyuntura. Además, es una buena alternativa para que usen Internet como un recurso que les permita productividad. Por ejemplo: canales de matemáticas en YouTube, libros electrónicos, etc.
  4. Promover el uso responsable del Internet. Este es un buen momento para que en el hogar se hable sobre el uso adecuado de las redes sociales y también de los peligros que estas esconden. Para que las hijas e hijos no vivan el aislamiento lejos de la familia y atrapados en las redes, es recomendable establecer horarios y formas de uso del celular, computadora y otros aparatos tecnológicos con acceso a Internet. También es importante generar confianza para que puedan mostrar las páginas por las que navegan y apps que utilizan.
  5. Orientar al reconocimiento y rechazo de comportamientos negativos como la xenofobia, el estigma y la discriminación de personas infectadas por la Covid-19. Uno de los roles más importantes de madres y padres en esta época es sensibilizar a sus hijas e hijos sobre el impacto del coronavirus en las personas, familias, y sociedad, explicándoles que cualquier persona independientemente de su sexo, etnia, nacionalidad, situación socioeconómica u otros aspectos podría tener el virus, y lo que más se necesita en estos momentos es ser solidarios, amables y empáticos con todas y todos.

Finalmente, Daniel Contreras recuerda que en la adolescencia la opinión de compañeros y amigos tiene gran influencia en su vida personal y social. Por ello, esta es una oportunidad para que con la guía de los adultos, ejerzan su ciudadanía y se conviertan en promotores de las conductas responsables que ayudarán a nuestro país.

Sobre “Comparte lo mejor de ti”

Es una iniciativa de Unicef, Metro y Bonus. De acuerdo con UNICEF y el Banco Mundial, la pobreza en niños, niñas y adolescentes en el Perú en el 2020 se incrementaría en un 13% como consecuencia de la pandemia por la COVID-19. Ante esta situación, UNICEF, Metro y Bonus se unen y lanzan la iniciativa “Comparte lo mejor de ti”, a través de la cual entregarán a miles de niñas, niños y adolescentes de la Amazonía peruana ‘Cajas de la Esperanza’, que contienen artículos de higiene y limpieza. Todos pueden sumarse a la iniciativa donando puntos Bonus en las cajas de tiendas Metro y/o ingresando a .

TE PUEDE INTERESAR

VIDEO RECOMENDADO

Sanamente: ¿Podremos reunirnos con la familia en Navidad?

Sanamente: ¿Podremos reunirnos con la familia en Navidad?
Sanamente: ¿Podremos reunirnos con la familia en Navidad?