Ten en cuenta estos 5 mandamientos y camina feliz con tu perro
Ten en cuenta estos 5 mandamientos y camina feliz con tu perro
Redacción EC

Muchas de nosotras tenemos en casa y son nuestra adoración. Intentamos darles todo lo mejor y cuidarlos como un miembro más de nuestra familia.

Pero algunas veces olvidamos otorgarle al perro lo más básico que es el paseo. Las obligaciones de todos los días y andar corriendo de aquí para allá nos dejan sin tiempo para compartir ese espacio de tiempo con nuestra mascota. Si bien hay paseadores que se encargan de llevarlo a caminar, siempre es bueno que tú participes de ese momento especial con él.

Estos son algunos tips que debes tener en cuenta para que cada paseo con tu perro sea una experiencia agradable, relajante y divertida.

Debes sacarlo todos los días. No importa el frío, el calor, si estás cansado o estás tarde para salir. Tu perro es una responsabilidad y sacarlo de paseo es una de tus obligaciones. Lo ideal es que sea por lo menos 20 minutos por la mañana, por la tarde y por la noche. Al pasear juntos, su relación será más estrecha y tu mascota podrá relajarse y ejercitarse.

Llévalo siempre con correa. Puede ser el perro más inteligente y tranquilo del mundo pero no sabes con qué otra mascota se pueden encontrar en el camino. Al tenerlo con la correa puesta, tienes la facilidad de controlarlo al momento de cruzar la pista o retenerlo si es que notas algún perro peligroso alrededor.

No lo apures. No es que al perro le guste meter la nariz en todos lados ni que orine por gusto. Al hacer esas cosas, el perro está dejando sus feromonas y captando la de los demás perros para crearse una idea del mundo en el que se mueve todos los días. No es bueno que lo estés jalando para apurarlo ya que eso lo pone ansioso y se resistirá cada vez más a caminar.

Aprovecha el tiempo que pasan juntos. Al estar en un espacio abierto fuera de la casa, sácale el jugo a esos minutos y juega con él. Hasta lo más sencillo como lanzarle un juguete para que te lo regrese, se convertirá en algo especial para él. También puede aprovechar para y enseñarle órdenes simples como que se siente o que se detenga al cruzar la pista. No olvides premiarlo si es que lo hace bien.

Ten en cuenta la temperatura. No te dejes engañar por la emoción del perro. Si bien les encanta pasear, debes protegerlo del clima antes de salir. Si es verano, es mejor sacarlo temprano por la mañana o después de las 4 p.m., horas en las que el calor ha disminuido y el asfalto no está tan caliente. En invierno, abrígalo bien antes de salir.