Adriana Rojas Somontes

Si bien viene forjando su carrera en concursos de canto desde hace más de 15 años, su logro más memorable en la música fue a nivel internacional cuando se hizo acreedora de dos Gaviotas de Plata en el festival Viña del Mar en 2019. El tema que destacó su voz e interpretación abordó la temática de violencia de género que aqueja a mujeres en todo el mundo.

En #Dilo con Jannina Bejarano recordó su triunfo en Viña del Mar en marzo de este año afirmando que fue una de las mejores experiencias de su vida. “Ninguna mujer debería aceptar ningún maltrato”, dice tajante y es que el tema de la violencia que afecta a tantas mujeres no es ajeno a la vida de la cantante. La también intérprete de ‘La dueña soy yo’ ha revelado que en algún momento de su vida también fue víctima de violencia. “Vi tantas cosas desde niña”, recuerda en #Dilo.

Es así que ´Ya no más´ se convierte en un tema vigente y que invade silenciosamente la vida de muchas mujeres con la que se identificaba Susan. Cuando Eva Ayllon, el viejo Rodriguez y Pelo D’Ambrosio le consultaron sobre el tema que le gustaría interpretar, ella no dudó en pedir que la canción hable de las mujeres. El producto la dejó tan satisfecha como al jurado de Viña que le otorgó una Gaviota de Plata a mejor canción.

Viña: Un sueño que le abriría puertas

En #Dilo, la artista recordó el maravilloso momento que vivió cuando participó del festival Viña del Mar 2019. Y es que a diferencia de muchas experiencias de cantantes que fueron interrumpidos por las exclamaciones del público en la Quinta Vergara, Susan Ochoa solo obtuvo satisfacción, los deslumbró desde su primera presentación.

Pero los nervios no faltaron. Frente al mar de gente que la esperaba, la chiclayana confiesa que temblaba en el escenario. “Los nervios fueron demasiados y, además, ahí hace mucho frío, yo estaba como pollito remojado”, confiesa entre risas. Fiel a Dios revela que todo salió bien gracias a su fe. “Yo sé que Dios estuvo conmigo”.

Sin duda, Viña fue una experiencia que le abriría muchas puertas. “Gracias a Viña mis canciones comenzaron a sonar en la radio” cuenta la cantante a quien anteriormente ya le habían dado falsas esperanzas de que sus canciones sonarían dentro de los espacios radiales. “Estaba en mi carro, pero no estaba manejando sino de copiloto” advierte entre risas resaltando que no podía creer que fuese verdad.

Mira el programa completo de #Dilo con Jannina Bejarano para El Comercio.


TAGS RELACIONADOS