Conoce qué es jet las y cómo combatirlo si viajas en los próximos días. (Foto: iStock)
Conoce qué es jet las y cómo combatirlo si viajas en los próximos días. (Foto: iStock)
Nicole Vicente

Estamos a pocos días del inicio del tan esperado Mundial de Fútbol y, probablemente, quienes viajarán para disfrutar de este campeonato ya están preparándose para las largas horas de viaje  hasta su destino final. No solo eso, se encuentra 8 horas por delante de Lima, lo que significa que también les espera un gran cambio de horario.

El jet lag, también conocido como desfase horario, es un problema temporal del sueño que puede afectar a cualquier persona que viaje y pase rápidamente por varios husos horarios. Este se encuentra directamente relacionado con nuestro ritmo circadiano, una especie de reloj propio de nuestro cuerpo.

Entonces, el desfase horario ocurre porque nuestro cuerpo está acostumbrado a un huso horario y viajamos a un lugar con uno diferente. Además, mientras más husos horarios cruzamos, la probabilidad de experimentar un desfase horario es mayor.

¿Por qué se produce el desfase horario?

  • Alteración de los ritmos circadianos. Al cruzar varios husos horarios, nuestro reloj interno, que regula el ciclo de sueño-vigilia, pierde la sincronización con respecto a la hora en la que ahora te ubicas.
  • Presión y atmósfera de la cabina aérea. Según investigaciones, los cambios de presión en la cabina y las elevadas alturas pueden provocar algunos de los síntomas de desfase horario, independientemente de los husos horarios que cruces.
Mantener una buena hidratación es fundamental, la deshidratación puede empeorar los síntomas del desfase horario. (Foto: iStock)
Mantener una buena hidratación es fundamental, la deshidratación puede empeorar los síntomas del desfase horario. (Foto: iStock)

¿Cuál es la reacción de nuestro cuerpo?

  • Fatiga, cansancio general o sensación de malestar.
  • Somnolencia durante el día.
  • Alteración del sueño, dificultad para conciliar el sueño por la noche o despertarse temprano.
  • Dolor de cabeza, irritabilidad, ansiedad.
  • Falta de concentración.
  • Falta de apetito, problemas estomacales.

Cabe mencionar que puedes experimentar uno o varios síntomas, además, estos suelen empeorar cuando viajas más lejos y tienes que cruzar más husos horarios. Los síntomas se manifiestan en el transcurso de un día o dos del viaje y lleva alrededor de un día recuperarse por cada huso horario cruzado.

¿Cómo prevenir el jet lag?

  • Opta por vuelos con escala. Tener escalas durante los vuelos te dará la oportunidad de relajarte por un momento.
  • Descansa mucho antes de viajar. Si comienzas con falta de sueño, el desfase horario empeora. Duerme más horas la noche anterior, así tu cuerpo se recuperará antes.
  • Ajusta progresivamente tu horario antes de salir. Si viajas al este, intenta acostarte una hora antes todas las noches durante unos días antes de la partida. Si vuelas al oeste, acuéstate una hora más tarde.
  • Permanece en tu nuevo horario. Ajusta el reloj a la nueva hora antes de salir e intenta no dormir hasta que sea de noche en donde te encuentras ahora. Intenta sincronizar tus comidas con las de la hora local.
  • Mantente hidratado. Bebe abundante cantidad de agua antes, durante y después del vuelo, para contrarrestar los efectos deshidratantes del aire seco de la cabina. La deshidratación puede empeorar los síntomas del desfase horario.

Recomendaciones después del vuelo:

  • Actividades al aire libre. Intenta realizar actividades al aire libre para mantenerte despierto y activo durante el día, además, la vitamina D ayudará a brindarle energía a tu cuerpo.
  • Evita dormir durante el día. Si bien es recomendable dormir más temprano de lo habitual para ayudar a la recuperación, dormir durante el día retrasará el ajuste a la zona horaria y los efectos permanecerán.