Redacción EC

AARÓN ORMEÑO

La laureada motociclista española Laia Sanz mencionó a El Comercio que viene enfrentando al más duro de toda su carrera y que sorpresivamente cada día “se pone peor”, con más exigencia física y con rutas impredecibles.

“Sin duda alguna este Dakar es distinto. En los cuatro años que he participado este ha sido el más fuerte. Normalmente cuando había una etapa dura, al día siguiente era un poco más tranquila. Este año cada día es más difícil”, argumentó.

Comentó que siempre le parece grato correr en una geografía como la sudamericana, destacando que el calor muchas veces es tan fuerte que ocasiona daños en el vehículo. “Eso no solamente exige físicamente a los pilotos, por ejemplo mi moto se empezó a prender fuego con las ramas secas en un momento”, explicó la

Agregó que su objetivo para este Dakar es llegar entre los 25 primeros. Asegura que hasta el momento le está yendo bien y se siente contenta, pero no se confía. Sabe que se trata de enfrentar etapa por etapa hasta llegar al podio de Valparaíso.

 

TAGS RELACIONADOS