“Queremos ingresar a la industria 4.0; queremos ir automatizando más los procesos", afirmó Lockett. (Foto: Hugo Pérez | GEC)
“Queremos ingresar a la industria 4.0; queremos ir automatizando más los procesos", afirmó Lockett. (Foto: Hugo Pérez | GEC)
Lorely Requejo

Metax es una empresa que se dedica a la fabricación de mobiliario y equipo médico como camillas y camas UCI. Al frente de la firma está Rocío Lockett, su gerenta administrativa, quien pese a las dificultades, apostó por brindar equipamiento de calidad y adecuado, además, a las necesidades de pacientes y del personal de salud. En el marco de los fue reconocida durante la gala presencial con el Premio especial a la innovación 2022.

“Me siento honrada de que me hayan hecho una distinción tan importante. Realmente, en la empresa tenemos un equipo dedicado a la innovación y desarrollo de productos nuevos, que trata de cubrir necesidades de nuestros clientes. También, estamos innovando constantemente en la forma en la que desarrollamos los procesos”, remarcó la ejecutiva en conversación con El Comercio.

MIRA: Virú S.A.: “Hay un potencial gigante en zonas de selva”

Durante la pandemia, el equipo de Lockett desarrolló una cama llamada Vita Peso, la cual incorporó sensores que ayudaron al personal de salud a controlar el peso de un paciente. Ello fue necesario, particularmente, para aquellas personas diagnosticadas con obesidad durante los picos altos de la pandemia del COVID-19.

En línea con ello, los siguientes años continuarán apostando por desarrollar proyectos como estos para beneficio de más personas.

“Queremos ingresar a la industria 4.0; queremos ir automatizando más los procesos. La idea es tener una fábrica inteligente en el futuro que nos permita fabricar productos de mayor precisión. Nuestra misión [también] es exportar”, comentó la ejecutiva.

Finalmente, Lockett destacó que, para ser empresario en nuestro país, hace falta “tener mucha pujanza, disciplina y liderazgo con el ejemplo”.

TE PUEDE INTERESAR