La propuesta de Capeco, que requeriría de un desembolso de S/500 millones por parte del gobierno, busca impedir la caída de las ventas de viviendas. "Sería una gran meta lograr las 18.000 viviendas que colocamos en el 2019", asegura Jorge Zapata, representante del gremio empresarial. (Foto: GEC)
La propuesta de Capeco, que requeriría de un desembolso de S/500 millones por parte del gobierno, busca impedir la caída de las ventas de viviendas. "Sería una gran meta lograr las 18.000 viviendas que colocamos en el 2019", asegura Jorge Zapata, representante del gremio empresarial. (Foto: GEC)
Elida Vega

Aun cuando el gobierno, en medio de la crisis desatada por la expansión del , ha aumentado los bonos familiares destinados a la adquisición de una vivienda nueva, la Cámara Peruana de la Construcción () demandó la creación de un programa similar a Reactiva Perú pero enfocado exclusivamente en el sector inmobiliario.

MIRA: Perú-Petro: Licitación de lotes petroleros en Piura capta interés de varias empresas

Bajo el nombre de Reactiva Inmobiliario, el gremio empresarial busca incentivar y promover la compra y venta de viviendas sociales, por lo que solicita un fondo de S/500 millones destinados a cumplir con ese fin, adelanta Jorge Zapata, presidente del Comité General de Obras de Edificación de Capeco.

“Los estímulos que ha dado el gobierno a través del Fondo MiVivienda son buenos y positivos pero son insuficientes porque el problema es tan grave que la ayuda tiene que ser muy fuerte, sino solo se atenuará la caída [de las ventas] pero no van a dejar de caer y eso es lo que tenemos que evitar”, indica.

FUNCIONAMIENTO

La propuesta, que plantea una línea de crédito para el constructor y promotor inmobiliario a través del , ya ha sido trasladada al Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) hace más de 20 días y espera por una respuesta de parte del Ejecutivo.

Según explica Jorge Zapata, en el esquema tradicional, es decir, para activar un proyecto y lograr el financiamiento bancario tradicional, el promotor inmobiliario debe contar una preventa de entre 25% y 30% de las unidades totales del proyecto y aportar otro porcentaje similar con capital propio.

MIRA: Más fondos de inversión miran con atención al sector inmobiliario en medio de crisis por el COVID-19

“Con ese 60% que suma el aporte del inmobiliario y la preventa, los proyectos se activan y además del inicio de las obras, también permite que el banco apruebe una línea de crédito por el 40% restante para terminar de financiar el proyecto”, señala tras aclarar que su propuesta apunta a una preventa de 10%, mientras que el otro 20% sería cubierto con esta especie de .

“Con este fondo, el inmobiliario podrá seguir avanzando y colocando los créditos que quedaron postergados con la pandemia. Con ese 20%, se puede solicitar una cuota inicial menor a los clientes que en unos meses van a ir recuperando y mejorando su situación económica porque hoy en día sus ingresos se han visto menguados”, añade.

MIRA: Reactiva Perú II: Contraloría sugiere poner atención en la suspensión perfecta e impedir la rotura de la cadena de pagos

EXPECTATIVAS

De obtener luz verde por parte del Ejecutivo, desde Capeco calculan que se podría mantener el nivel de ventas que se alcanzó en el 2019, cuando se vendieron 18.000 unidades en la capital, 12.000 a través del Fondo MiVivienda y 6.000 por crédito hipotecario tradicional.

“La idea es que las ventas no caigan y que el mercado no decrezca. Sería una gran meta lograr las 18.000 viviendas que colocamos en el 2019. Si mantenemos esos números, sería un año extraordinario para el gran problema económico que enfrentamos, pero si crecemos e incorporamos más oferta sería extraordinario aunque tampoco podemos ser tan optimistas, así que mantener ese nivel, sería una cosa muy buena”, afirma.

Actualmente, según Capeco, la oferta de vivienda para MiVivienda y Techo Propio alcanza las 20.000 unidades (algunas en fases de construcción y otras en preventa que podrían pasar rápidamente a fase de construcción), pero con el estímulo de parte del gobierno podrían ponerse más unidades a la venta. “Si hay estímulos interesantes podríamos hablar de 5.000 viviendas más en oferta”, concluye.

TE PUEDE INTERESAR

VIDEO RELACIONADO

Aeropuerto Jorge Chávez presenta protocolos de bioseguridad para próximo reinicio