Después de abrir su primera franquicia, en plena pandemia, Fitosana augura sumar más locales franquiciados pensando en favorecer la demanda de productos saludables y lograr que esta modalidad de negocio represente el 30% de sus ventas totales el próximo año.
Después de abrir su primera franquicia, en plena pandemia, Fitosana augura sumar más locales franquiciados pensando en favorecer la demanda de productos saludables y lograr que esta modalidad de negocio represente el 30% de sus ventas totales el próximo año.
Elida Vega

Después de verse obligados a ajustar el canon de entrada, debido a la crisis económica que nuestro país atraviesa por el , Fitosana Perú logró concretar su primera franquicia en plena pandemia, por lo que busca aprovechar en la actual coyuntura, el auge del consumo de la medicina natural como una oportunidad de inversión.

Así, al local que acaban de abrir al interior del supermercado Plaza Vea de la avenida Brasil, en el distrito de Jesús María, podrían sumarse dos franquicias adicionales en lo que resta del 2020. ¿Dónde? En Surco y San Miguel, en un supermercado y en un centro comercial, adelanta María Dongo Briceño, gerente general de Fitosana Perú.

“Hace tres años iniciamos nuestro proyecto Fitosana Franquicias y nos hemos preparado arduamente implementando los puntos de venta, capacitando al personal y, lo más importante, elaborando los manuales necesarios, pero debido a la coyuntura que atravesamos tomamos la decisión de ajustar el canon de entrada”, afirma.

MIRA: Franquicias podrían facturar US$1.500 millones en el Perú

Como había adelantado la ejecutiva a este diario hace algunos meses, al tratarse de franquicias llave en mano, el costo total estaba calculado entre US$40.000 y US$45.000, pero con el estallido del coronavirus, dicho costo se redujo a US$30.000, monto sobre el que vienen aplicando un descuento de 20%.

“En esta oportunidad no solo hemos reducido nuestro canon de entrada, también logramos dar un financiamiento directo a nuestros franquiciados, además de exonerarlos del cobro del ‘royalty’ porque creemos que es una manera de apoyar a nuestros franquiciados en momentos de crisis”, señala.

MIRA: Fidelidad en tiempos de crisis: ¿hasta qué punto el precio puede inclinar la balanza para las marcas?

Bajo el formato llave en mano, las franquicias de Fitosana se ofrecen mediante dos modalidades: “formato módulo”, que se desarrolla sobre un espacio que va entre los 4 m2 y 9 m2, y “formato tienda”, que requiere de un espacio que mida entre 10 m2 y 35 m2.

Por estos días, la marca también última detalles para sumar nuevas sedes propias al interior del país, en provincias como Arequipa, Huánuco, Nuevo Chimbote y Puno, según su gerente general María Dongo.
Por estos días, la marca también última detalles para sumar nuevas sedes propias al interior del país, en provincias como Arequipa, Huánuco, Nuevo Chimbote y Puno, según su gerente general María Dongo.

Tomando en cuenta que la demanda de los productos saludables no se ha visto muy afectada durante la pandemia, la firma espera que para el próximo año las franquicias Fitosana representen el 30% de sus ventas totales.

MÁS PLANES

Con más de 60 puntos de venta a nivel nacional, Fitosana apunta a seguir creciendo y a las dos nuevas franquicias que esperan concretar durante los próximos meses, se podrían sumar otras más, por lo que en el corto plazo la cifra se ampliaría “por lo menos a 10 más”.

Adicionalmente, la marca también última detalles para sumar nuevas sedes propias al interior del país, en provincias como Arequipa, Huánuco, Nuevo Chimbote y Puno.

TE PUEDE INTERESAR

Video relacionado

cuarentena focalizada