"Este proceso es una oportunidad única para que el Perú tenga una agenda de reforma”, expresó. (Foto: UP)
"Este proceso es una oportunidad única para que el Perú tenga una agenda de reforma”, expresó. (Foto: UP)
Redacción EC

En el marco de la misión oficial de lanzamiento del proceso de adhesión del Perú a la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), el secretario general adjunto de la OCDE, Ulrik Knudsen, participó el martes en el evento “El proceso de adhesión del Perú a la OCDE: Retos y oportunidades”, organizado por la Escuela de Gestión Pública de la Universidad del Pacífico (UP).

El funcionario estuvo a cargo de la conferencia llamada “El proceso de adhesión como beneficio para el país”, donde resaltó la importancia de la coordinación del Gobierno con la academia y la sociedad para lograr reformas de largo plazo.

MIRA | Midagri sigue extendiendo el plazo para firmar el contrato de compra de urea

“La OCDE es un prestigio para la democracia, para la defensa, para el crecimiento del país y del planeta. Tenemos diferentes misiones, con objetivos de mejorar los países y las ciudades, tanto fuera como dentro. […] Este proceso es una oportunidad única para que el Perú tenga una agenda de reforma”, manifestó el funcionario.

Además, resaltó que el proceso de adhesión no es una evaluación hecha al Perú, sino debe considerar más bien como un proceso de diálogo para implementar reformas que nos permitan contar con políticas públicas más efectivas.

“Este proceso no será fácil y el Perú debe asumirlo con compromiso y humildad, pero este proceso por sí mismo genera grandes beneficios para el país pues permite implementar reformas que son importantes para mejorar la calidad de sus políticas públicas”, expresó.

Asimismo, el evento contó con la participación Miguel Ángel Rodríguez, ministro de Relaciones Exteriores, quien señaló que, “el ingreso a la OCDE es un objetivo de interés nacional. Nos permite acceder a las mejores prácticas, experiencias y estándares a fin de implementar políticas públicas de calidad a favor de la población”.

“Queremos ser un país que, verdaderamente, quiera estar en las grandes ligas. Y estar en las grandes ligas significa que miremos con mucha seriedad las ganas por querer contar con políticas públicas de primer nivel”, expresó.

Felipe Portocarrero, rector de la Universidad del Pacífico, se encargó de las palabras de bienvenida en el evento. “El mundo académico tiene un rol clave en la formación de gestores públicos de la alta dirección, que son las piezas claves de toda transformación que aspire a ser duradera”, señaló.

El evento fue moderado por Elsa Galarza, directora de la Escuela de Gestión Pública de la UP; y los comentarios estuvieron a cargo de Mercedes Aráoz, profesora de la Universidad del Pacífico; y Diego Macera, gerente general de Instituto Peruano de Economía.