Redacción EC

Esta mañana juramentó el nuevo Arzobispo de Lima, Carlos Castillo Mattasgolio, de 69 años. La ceremonia de profesión de fe se llevó a cabo desde las 9 a.m. en la parroquia San Lázaro del Rímac, en donde Castillo fue párroco durante cinco años. 

Castillo llegó al templo acompañado por el Cardenal Pedro Barreto y el Nuncio Apostólico, Nicola Girasoli.  

En las calles aledañas, algunos feligreses colgaron pancartas y letreros en sus balcones en apoyo al líder religioso, o imágenes cristianas. Otros lanzaron vivas: "Carlos, amigo, el pueblo está contigo".

Tras juramentar al nuevo cargo encomendado por la Iglesia Católica, Castillo dijo: "tendremos que pedirle al Señor que nos de un poco más de su anchura para que nos permita caminar juntos y superar los grandísimos problemas que tiene que afrontar el pueblo peruano". 

Luego, se dirigió a la Catedral de Lima para su ordenación seguido de una multitud. En el camino varias personas se le acercaron para que los bendijera y algunos grupos folclóricos (de distintas regiones) alegraron el recorrido. El alcalde de Lima, Jorge Muñoz, llegó también para 

Quienes acudan hoy a la Plaza de Armas podrán apreciar las alfombras de flores con las que se ha recibido a Castillo, quien, en breve, será recibido por el cardenal Juan Luis Cipriani.

Lea también...