Colegio Médico del Perú presentará proyecto de ley para sancionar drásticamente a quienes agredan a médicos en el ejercicio de su labor. (CMP)
Colegio Médico del Perú presentará proyecto de ley para sancionar drásticamente a quienes agredan a médicos en el ejercicio de su labor. (CMP)
Gladys Pereyra Colchado

La madrugada del lunes 6 de enero, la médica Joanna Cortijo Yance fue víctima de intento de violación dentro de la residencia para doctores del Hospital Essalud de Pucallpa (Ucayali). Cuatro días después, la doctora Rosario Lourdes Suárez Vela fue atacada a golpes por una usuaria durante su guardia nocturna de emergencia dentro del Hospital San José del Callao. A la semana siguiente, una cirujana de 29 años sufrió otro intento de abuso por parte de un policía en Puerto Maldonado (Madre de Dios) y antes de que acabe enero, entre el 29 y 30, la médica Gladys Santillán Li fue agredida física, psicológica y verbalmente dentro del área de emergencia del Hospital de EsSalud Octavio Mongrut Muñoz.

Según el Colegio Médico del Perú (CMP), estos son algunos de los casos que evidencian el alto nivel de violencia al que están expuestos los profesionales de la salud, especialmente mujeres y en los servicios de emergencia.

“Tenemos denuncias por agresiones físicas, verbales y sexuales. Además de los intentos de violación en Pucallpa y Madre de Dios, en el hospital San José del Callao tres médicas fueron arrastradas por el familiar de una paciente. El problema de violencia no es reciente, pero se ha agudizado en los últimos años”, indica el Dr. Miguel Palacios Celi, decano del CMP, a El Comercio.

¿A qué se debe el aumento de este tipo de agresiones?

La población nos percibe como culpables de toda la crisis de salud y por eso desfoga toda la impotencia que sienten al no ser atendidos en el momento que quieren, al no recibir la cita de inmediato. El único que da la cara es el médico, el que dice que no puede operar porque no hay sitio, y es ahí donde todos se le van encima. El que habla es el médico, no un directivo del Minsa (Ministerio de Salud). Nosotros también somos víctimas de la crisis sanitaria.

¿Qué medidas tienen planeadas para enfrentar este aumento de violencia?

Tenemos una gran marcha de ‘batas blancas’ se realizará a mediados de marzo para entregar cinco proyectos de ley al Congreso, uno de los cuales busca penalizar drásticamente a los agresores de médicos en ejercicio.

¿Cómo beneficiaría a la labor de los médicos este proyecto?

Queremos que las agresiones sean consideradas como delito. Lamentablemente no pudimos conseguir un Decreto de urgencia, así como ocurrió con la norma que protege a los fiscalizadores de transporte y penaliza con cárcel a los choferes que los que agreden.

– ¿Cuáles son los efectos de las agresiones para todo el sistema de salud?

Desmoraliza al médico. En cada hospital donde hay agresiones, los médicos renuncian. No quieren trabajar, especialmente en Emergencia. Ante estas condiciones de inseguridad puede darse el caso de que no haya médicos que quieran trabajar y nosotros atendemos 3.120 emergencias cada hora a nivel nacional.

***

El CMP realizará mañana, desde las 6 p.m., una vigilia en su local central, ubicado en Miraflores, en respaldo a los médicos de todo el país que han sido agredidos física y verbalmente durante el cumplimiento de su labor médica.