Redacción EC

El municipio de inició el recojo de más de mil toneladas de basura en diferentes puntos críticos del distrito, como la Av. Separadora Industrial (zona del Metro de Lima), las avenidas Pedro Huilca con Mateo Pumacahuaedro y la Av. Pachacútec.

El actual gerente de Servicios a la Ciudad y Gestión Ambiental, Hernán Taboada, informó a El Comercio, que la razón del incremento de la basura en las calles se debió a las imperfecciones con la maquinaria.

"No circulaban todos los camiones debido a fallas. Se priorizó las calles internas, pero la gente también aprovechaba y botaba la basura en las avenidas principales. Ahora  la maquinaria está operativa y va a llegar una nueva flota para reforzar la limpieza", indicó Taboada.  Asimismo, hace un llamado para que los vecinos dejen de usar como centros de acopio de basura las avenidas mencionadas.  

Por otro lado, Taboada indicó que otro problema que afronta el distrito es que existe una morosidad del 72% en el pago por limpieza pública.  "No alcanza el presupuesto. Invocamos a los vecinos a mantener limpias las calles y esperar a que el camión pase por sus grupos residenciales" dijo.

Asimismo, el municipio informó que aún falta recoger los residuos en algunas zonas, pero el trabajo será progresivo hasta culminarlo. Ese es el caso de la avenida Pachacútec, que tiene más de 50 cuadras, en donde se trabaja por tramos.