Excavadoras del ejército israelí demuelen dos casas palestinas en el área de Jabal Johar de la ciudad de Hebrón, cerca del asentamiento israelí de Kiryat Arba, en la Cisjordania ocupada.
Excavadoras del ejército israelí demuelen dos casas palestinas en el área de Jabal Johar de la ciudad de Hebrón, cerca del asentamiento israelí de Kiryat Arba, en la Cisjordania ocupada.
/ MOSAB SHAWER / AFP
Agencia EFE

Un grupo de soldados de fue arrestado por presuntamente haber lanzado un artefacto explosivo contra una casa palestina en Cisjordania ocupada, informó el Ejército el lunes.

“Un grupo de soldados de las Fuerzas de Defensa de Israel fue arrestado por sospecha de haber lanzado un artefacto explosivo a una casa en un pueblo palestino en el área de Belén”, indicó el Ejército en un comunicado, al asegurar que una investigación fue abierta por este caso.

Mira: Tres israelíes y agresor palestino mueren en ataque en Cisjordania ocupada

Hasta el momento no se ha informado de daños o heridos en el incidente.

Según la prensa local, los uniformados arrestados son tres soldados drusos, lo que hace sospechar que el incidente esté relacionado con el caso del adolescente Tiran Fero, habitante de un pueblo druso y cuyo cuerpo fue secuestrado la semana pasada por milicianos palestinos en un hospital de Cisjordania ocupada, tras morir en un accidente automovilístico.

Los milicianos pensaron que era un soldado encubierto infiltrado en Cisjordania, ya que los drusos suelen realizar el servicio militar en Israel, pero era un estudiante de secundaria que entró en la zona con un amigo para reparar un problema de su auto.

Este suceso provocó fuertes protestas en la comunidad drusa, antes de que el cadáver fuera devuelto.

“Si resulta cierta la sospecha de que los soldados lanzaron una bomba en una casa en Belén, como venganza por el secuestro del cuerpo del difunto, sería un incidente grave que requiere justicia”, sostuvo el ministro de Defensa, Benny Gantz, en Twitter.

“Las fuerzas de Defensa de Israel no recurren a la violencia, los soldados no hacen justicia por su propia mano y no llevan a cabo actos de venganza”, añadió.

Mientras Israel se prepara para recibir al Gobierno más derechista de su historia, con el extremista antiárabe Itamar Ben Gvir como futuro ministro de Seguridad Nacional abogando por un mayor uso de la fuerza contra los palestinos en Cisjordania ocupada, han surgido varios incidentes de abuso de poder por parte de soldados israelíes.

La semana pasada, un uniformado fue filmado mientras derribaba y golpeaba en la cara a un activista israelí en la cisjordana ciudad de Hebrón. En otro video, se observa a un soldado decir a los activistas: “Ben-Gvir pondrá orden aquí. Lo habéis perdido. Todo lo que hacen aquí está acabado”.

La violencia entre israelíes y palestinos vive su año más violento desde 2006. En lo que va de 2022, han muerto 148 palestinos en incidentes violentos en Cisjordania e Israel. Del lado israelí, han fallecido 29 personas.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más