El presidente de Venezuela, Carlos Andrés Pérez, está flanqueado por agentes de seguridad mientras saluda a sus partidarios el 6 de diciembre de 1992. (HÉCTOR MATA / AFP).
El presidente de Venezuela, Carlos Andrés Pérez, está flanqueado por agentes de seguridad mientras saluda a sus partidarios el 6 de diciembre de 1992. (HÉCTOR MATA / AFP).
Agencia EFE

Las máximas autoridades de conmemoraron este domingo el 30 aniversario del intento de golpe de Estado del 27 de noviembre de 1992, en contra del entonces presidente Carlos Andrés Pérez, lo que calificaron como una “gran ruptura política y cultural”.

“En ese tiempo se produjo (...) una gran ruptura política, una gran ruptura cultural, una gran ruptura creativa con las viejas estructuras de la vetusta democracia burguesa, de la democracia de élites (...) una ruptura que fue madurando batalla tras batalla”, afirmó el presidente venezolano, Nicolás Maduro, en un acto televisado.

MIRA: De qué acusa EE.UU. a la enfermera y al guardaespaldas de Hugo Chávez que son enjuiciados en Florida

Agregó que esa “ruptura” fue “inevitable, urgente y necesaria”, y que estuvo plasmada como “idea, como teoría, para una nueva época republicana, en aquel libro azul escrito por aquel muchacho barinés Hugo Chávez Frías, aquel cadete predestinado a la grandeza”.

“Tenemos que saber que (en) estos largos 30 años que hemos vivido, nuestras fuerzas militares, hoy nuestra Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), con todos sus componentes, se fusionaron con el pueblo, vale decir que nuestras fuerzas militares volvieron a sus raíces populares”, agregó.

Por su parte, el ministro de Defensa, Vladimir Padrino López, calificó el intento de golpe de Estado de hace 30 años como una “gesta heroica” de los “aviadores militares que insurgieron ante un Estado de cosas degradadas, producto de la partidocracia, la podredumbre, la corrupción”.

“Nosotros exaltamos esa fecha y exaltamos también el valor de aquellos hombres que se atrevieron a dar un paso al frente y decirle no al imperialismo, a la podredumbre, a la inmoralidad, decirle no a aquella decadencia moral, estructurada ya de años”, apostilló.

La fallida asonada del 27 de noviembre de 1992 fue protagonizada por un grupo de oficiales de la Aviación aliados al entonces teniente coronel Chávez, en ese momento preso por el intento de golpe del 4 de febrero de ese mismo año, y dejó al menos unos 300 muertos, según versiones extraoficiales.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más