(Foto: Reuters)
(Foto: Reuters)
Redacción EC

Caracas. anunció el viernes que reabrirá los pasos fronterizos con  en el estado Táchira (oeste) a partir de este sábado, meses después de que fueron bloqueados para impedir una iniciativa impulsada por la oposición para ingresar a  asistencia en alimentos y medicamentos.

"En ejercicio pleno de nuestra soberanía, he ordenado la apertura de los pasos fronterizos con Colombia en el Estado Táchira a partir de este sábado", señaló el mandatario en su cuenta de Twitter.






Maduro no precisó si los puentes limítrofes también serán habilitados para el transporte terrestre, prohibido desde agosto del 2015 luego de que dos militares venezolanos resultaran heridos a manos de presuntos contrabandistas.

Uno de los tres viaductos, conocido como Tienditas, no ha sido inaugurado, pero fue bloqueado con contenedores.

En otros puntos fronterizos como Paraguachón, en el estado Zulia (noroeste), solo está autorizado el tránsito de peatones.

Maduro ordenó el cierre total de los límites terrestres con Brasil y Colombia y los marítimos y aéreos con las Antillas Holandesas en febrero, a días de la anunciada entrada de donaciones de Estados Unidos -gestionadas por el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó-, prevista para el 23 de ese mes.

En una pugna con Maduro por el poder, Guaidó, reconocido como presidente encargado por medio centenar de países, buscaba llevar insumos médicos y alimenticios a través de los países fronterizos con Venezuela, sumida en una grave crisis económica y social.

Pero la Fuerza Armada -considerada el sostén de Maduro- obstaculizó los puentes binacionales e impidió la entrada de los cargamentos, en medio de disturbios que dejaron siete muertos.

Para el gobierno de Maduro, que atribuye la crisis a una "guerra económica", dicha ayuda era una cortina de humo para preparar una "invasión extranjera".

El pasado 10 de mayo, el gobierno venezolano también decidió la reapertura de su frontera terrestre con Brasil y la marítima con Aruba, con lo cual siguen cerrados los límites con Bonaire y Curazao.

Las relaciones entre Venezuela y Colombia están rotas desde el 23 de febrero, después de que el presidente Iván Duque apoyara a Guaidó en su ofensiva contra Maduro y éste considerara que su "paciencia se había agotado" con el país vecino, con el que comparte una porosa frontera de 2.219 km.

Numerosos venezolanos cruzan a diario ilegalmente por caminos alternos para abastecerse en Colombia, debido a la profunda escasez de bienes básicos.

Las autoridades de ambos países denuncian que en ese territorio operan narcotraficantes, contrabandistas de combustible, paramilitares y guerrilleros del colombiano Ejército de Liberación Nacional (ELN), estos últimos, según Duque y Guaidó, con la tolerancia de Maduro.

Fuente: AFP