(Foto: Poder Judicial)
(Foto: Poder Judicial)
Junior Meza

Tras el crimen de Daniela Lisbeth Torres Recuay, de 23 años de edad, quien fue hallada con 15 puñaladas en el cuerpo en el interior de un cuarto de un mercado del distrito de Chilca, en la provincia de Huancayo (Junín); los magistrados del Módulo Judicial Integrado en Violencia Contra las Mujeres e Integrantes del Grupo Familiar de dicha ciudad mostraron su rechazo a la violencia desatada en esta parte del país.

Asimismo, informaron que tras la puesta en funcionamiento del Módulo de Justicia (inaugurado el pasado 15 de octubre del 2018) han otorgado 3.800 medidas de protección a favor de las mujeres y grupos familiares. En otro momento, lamentaron que a la fecha la región ocupe el segundo lugar de casos de violencia.

Ciro Rodríguez Aliaga, integrante del Tercer Juzgado de Familia de la Corte Superior de Justicia de Junín dijo que desde el 2015 hasta el 14 de octubre del 2018 se han emitido 14 mil medidas de protección.

“No debemos decir que los casos se están incrementando, sino que las personas ya vienen confiando más en las autoridades y en nosotros y por eso tenemos esa cantidad de medidas dictadas el año pasado”, informó.

“Los jueces de familia y especializados en violencia vamos a liderar todo tipo de lucha contra la violencia. No permitiremos que se incrementen estos hechos”, señaló Teresa Cárdenas Puente, juez integrante del Módulo de Familia.