Ronderos secuestran a mujer acusada de practicar brujería
Ronderos secuestran a mujer acusada de practicar brujería
Redacción EC

Una mujer acusada de practicar la hechicería y provocar la muerte de una pobladora permanece secuestrada desde hace cuatro días por un grupo de ronderos en el distrito de Sarín, provincia de Sánchez Carrión, en .

Consuelo Urbina Laguna, de 54 años, se encuentra en manos de al menos 250 integrantes de la ronda campesina del distrito de Sarín desde el sábado luego de que los hijos de Esteria Alayo García, de 69 años, denunciaran ante el pueblo que la mujer había provocado la muerte de su madre al darle de comer un plato de chicharrones.

No es la primera vez que los ronderos de Sarín privan de la libertad a una persona acusada de hechicería y de provocar la muerte de alguien. 

Según la policía, el año pasado dos mujeres permanecieron retenidas tres meses luego de presuntamente haber acabado con la vida de cuatro personas con veneno. Ambas fueron liberadas en presencia de la policía y un representante del .

En tanto, en enero del presente año fue hallada muerta Elesmira Zárate Argomedo, mujer que (La Libertad), quienes la acusaban de haber practicado magia negra contra sus propios hijos.

DENUNCIA
La denuncia por el presunto delito contra la libertad individual (secuestro), en agravio de Consuelo Urbina, fue asentada el sábado 8 de febrero, a las 4 p.m., por el mismo hijo de la acusada, en la comisaría de Sarín. Mauro Pérez Urbina, de 25 años, denunció que su madre había sido secuestrada por los ronderos del lugar y llevada a la fuerza a su base.

Ante esta situación, al día siguiente agentes de la comisaría de Sarín se dirigieron al lugar donde se encontraba la mujer secuestrada y sorprendieron a los ronderos con látigos y palos en plena asamblea para decidir su liberación o no.

“Se les ha pedido que la dejen libre, pero aducen que necesitan hacer sus investigaciones”, informó un agente policial a El Comercio desde el distrito andino. 

Adrián Honorio Aranda es el presidente de la ronda campesina de Sarín.

En este momento, la mujer permanece retenida en Urushpampa, localidad ubicada a una hora de Sarín.