Redacción EC

Fueron capturados, tomados por el cuello y brutalmente golpeados contra el suelo hasta causarles la muerte.

De acuerdo a los primeros resultados de la necropsia practicada por personal del Servicio Nacional de Sanidad Agraria (Senasa), así habrían sido atacados los cinco pingüinos de Humboldt que fueron hallados sin vida en el centro de reproducción y rescate ubicado en Puerto Eten, Chiclayo.

Según reportó el corresponsal de El Comercio en la zona, Wilfredo Sandoval, primeros indicios señalan que varias personas ingresaron al local al promediar las 4 a.m. de hoy y se dirigieron a una de las dos pozas, donde viven más de 30 ejemplares en cautiverio.

Cinco parejas de pingüinos estaban incubando, apuntó Guillermo Baigorria, responsable del criadero en el que, en agosto pasado, nació una pareja en cautiverio.