Cocaleros del Vraem anuncian marcha a Lima: ¿Qué reclaman?
Cocaleros del Vraem anuncian marcha a Lima: ¿Qué reclaman?

Más de 13 mil agricultores cocaleros del valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro () se movilizaron por las calles de los distritos de Ayna (San Francisco, Ayacucho) y Kimbiri (La Convención, Cusco) en el marco del paro de 48 horas culminado hoy para manifestarse contra el Gobierno y su plan de reconversión y erradicación de cultivos de coca.

La medida fue promovida por la Federación de Productores Agropecuarios del Valle de los Ríos Apurímac y Ene (Fepavrae), que preside el dirigente Próspero Ayala. 

En base a una de nueve puntos, tras el paro se llegó a establecer un petitorio con 5 acuerdos y exigencias que esperan cumpla el Gobierno dentro de un plazo de 30 días. De lo contrario, Ayala manifestó a El Comercio que unos 10 mil agricultores llegarían a la capital posteriormente en una marcha de sacrificio.

Las demandas
La primera exigencia es que se cumpla a cabalidad la Resolución Ministerial N°0475-2014 del Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri), que formaliza la denominada ‘Mesa de trabajo para la ejecución del programa de reconversión productiva en el Vraem’. Con ello, los cocaleros buscan que se concretice el diálogo con el Gobierno, pues consideran que este viene actuando “unilateralmente”. La mesa se reinstaló la semana pasada.

El segundo acuerdo fue dar 15 días de plazo -a partir de hoy martes- para que el Gobierno suspenda temporalmente la reconversión productiva hasta concluir la mesa de trabajo en los distintos ejes temáticos planteados (agricultura, medio ambiente, educación, salud, transportes y comunicaciones, programas sociales y comunidades nativas).

El tercer punto del Fepavrae propone denunciar ante la Contraloría General de la República y el Congreso de la República la producción de 9 millones de plantones de café con un presupuesto de 10 millones de soles, lo que Ayala consideró “una pérdida y un fracaso rotundo del Gobierno” por estar fuera de la fecha del calendario agrícola. “Hoy el Vraem está en verano, no hay lluvia. ¿Cómo creen que vamos a sembrar las plantas de café”, se preguntó el dirigente acotando que ello no significará un apoyo a los cocaleros que ingresen a la reconversión.

En su cuarto punto, los cocaleros ratifican la propuesta técnica del IV Congreso Interregional del Vraem, llevado a cabo en febrero del 2014 en Samugari, La Mar, Ayacucho. Aquella propone que los agricultores reduzcan paulatina y voluntariamente sus plantaciones de coca hasta un tope de 100 arrobas (1.150 kilos que dejan S/. 5.700 en 3 meses) para ser empadronados como agricultores cocaleros por el Gobierno, y buscar el mercado externo dejando el resto del campo de cultivo para otros productos. “No hay ninguna respuesta del Gobierno central”, dijo Ayala.

Finalmente, el quinto punto advierte que si el Gobierno no da una respuesta en 30 días, se realizará una marcha de sacrificio a Lima. “No somos narcoterroristas, somos agricultores humildes que no tenemos apoyo del Gobierno central. Los que reciben la reconversión productiva son los que tienen café, cacao, piñal y negocios, por lo que no necesitan ya la coca. Esa gente se está beneficiando. Entre los cocaleros netos, nadie está dentro de la reconversión productiva”, sostuvo en declaraciones a este Diario.

Datos
El Informe de Monitoreo de Cultivos de Coca 2014, presentado la semana pasada por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc) y Devida, reveló que el Perú redujo el cultivo de la hoja de coca por tercer año consecutivo: bajó de de 49.800 el 2013 a 42.900 hectáreas el 2014 (14% menos). Las cifras nos colocan en segundo lugar después de Colombia.

De acuerdo al informe, el Vraem concentra la mayor extensión de coca con 18.845 hectáreas. Es la mayor zona productora de cocaína del país (300 toneladas anuales) y donde hasta ahora no se ha entrado a erradicar cultivos ilegales.