El Gobierno Central decidió esta semana intervenir el sistema de salud de Arequipa ante el desborde del COVID-19. Los cuestionamientos apuntan a Cáceres Llica. (Foto: GEC)
El Gobierno Central decidió esta semana intervenir el sistema de salud de Arequipa ante el desborde del COVID-19. Los cuestionamientos apuntan a Cáceres Llica. (Foto: GEC)
Sebastian Ortiz Martínez

Periodista

sortizm@comercio.com.pe

Elmer Cáceres Llica, gobernador regional de Arequipa

Miércoles 22 de julio en conferencia de prensa

“Le pido al Congreso que pueda sacar una ley, como lo ha hecho Bolivia, y que no le tenga miedo a las transnacionales que lucran con la vida, una ley para usar el dióxido de cloro en el país”.


Esta afirmación es falsa

El gobernador regional de Arequipa afirmó que le “gustaría repartir dióxido de cloro” en su jurisdicción para frenar al COVID-19. También mencionó que en el Senado de Bolivia aprobó el uso de esta sustancia, pero omitió informar que el Ministerio de Salud del país altiplánico ha rechazado su consumo, porque es “altamente tóxico para la salud”.

“Estamos hablando de un atentado a la salud pública […] se está haciendo un análisis minucioso en todo el país de todos los casos que han llegado a los hospitales con antecedentes fidedignos de haber consumido o haberse inyectado el dióxido de cloro y muchos de esos casos han muerto”, dijo la ministra de Salud boliviana, Eidy Roca.

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) recomendó, dos días de la medida del Senado boliviano, no “utilizar productos a base de dióxido de cloro o clorito de sodio por vía oral o parenteral en pacientes con sospecha o diagnóstico de COVID-19, ni en ningún otro caso, porque no hay evidencia sobre su eficacia y la ingesta o inhalación de estos productos podría ocasionar graves efectos adversos”.

Según informó la OPS, el consumo de dióxido de cloro (un gas utilizado como blanqueador) puede provocar “un cuadro digestivo irritativo severo, con la presencia de náuseas, vómitos y diarreas, además de graves trastornos hematológicos (metahemoglobinemias, hemolisis, etc.), cardiovasculares y renales”.

(Foto: El Comercio)
(Foto: El Comercio)

Y en el Perú, la ministra de Salud, Pilar Mazzetti, señaló que no “hay un ensayo clínico en curso para la aprobación” del dióxido de cloro. “No lo avalamos”, subrayó.

El Comercio intentó comunicarse con Cáceres Llica, pero no respondió a nuestras llamadas.

El gerente regional de Salud de Arequipa, Christian Nova Palomino, quien acompañó a Cáceres Llica en la referida conferencia, admitió el jueves que el dióxido de cloro no tiene respaldo científico y que, incluso, podía ser dañino. “Yo he contado mi experiencia, pero no he justificado el uso, porque no tiene respaldo científico [...] A la población le digo que el dióxido de cloro no lo adquieran, no lo tomen porque tienen complicaciones”, subrayó.

Te puede interesar