Docente e impulsor de la campaña de Castillo en Puno es el primer nombre afín a Perú Libre que podría llegar a la cartera.
Docente e impulsor de la campaña de Castillo en Puno es el primer nombre afín a Perú Libre que podría llegar a la cartera.
Unidad de investigación

Miguel Gutiérrez R.

Unidad de Investigación

Carlos León Romero, viceministro de Orden Interno, y Nicolás Zevallos Trigoso, viceministro de Seguridad Pública, ambos del , renunciaron ayer públicamente a sus cargos mostrando su disconformidad con las posibles decisiones que serían adoptadas por el ministro de esa cartera, .

Días antes, el titular del Interior había asegurado que los viceministros –en esos cargos desde noviembre y diciembre del 2020, respectivamente– se mantendrían en sus puestos.

León Romero, general en retiro de la policía, había ocupado anteriormente la jefatura de la Dirección General de Inteligencia (Digimin) de la PNP. En una carta dirigida a Carrasco, señaló que deja el cargo ante las posibles medidas que se tomarían, principalmente la posibilidad de que el ministro designe a Grover Mamani Condori en la Dirección General de Gobierno Interno, oficina que depende del Viceministerio de Orden Interno.

Según lo comunicado por el exviceministro, él manifestó su rechazo en una reunión sostenida en la sala de reuniones del despacho ministerial el viernes pasado. En ese encuentro estuvo el mismo Grover Mamani.

“No cumplía con el perfil requerido... Por eso me niego a aceptar y ser partícipe de ese nombramiento ilegal, que puede incluso generar una denuncia penal”, expresó.

Lo mismo alegó el abogado Nicolás Zevallos Trigoso en su carta de renuncia, en la que afirmó que las eventuales decisiones que tomaría el ministro Carrasco “no ayudarían a generar confianza de la ciudadanía” en el sector.

Posible control

Grover Mamani, cuyo posible nombramiento provocó la sorpresiva renuncia de los viceministros, es un profesor y coordinador del colectivo Movimiento Magisterial y miembro del Sutep Regional Puno. Hasta el 2017 militó en Perú Posible.

La cercanía con el presidente Pedro Castillo viene desde que el Frente Magisterial de Puno decidiera apoyar la campaña del candidato de Perú Libre y –al mismo tiempo– impulsar al principal líder de su movimiento Óscar Zea, quien ahora es representante de la bancada oficialista en el Congreso.

Los cuestionamientos a una eventual designación de Mamani en la Dirección General de Gobierno Interior del Mininter se deben a unas declaraciones que este hizo el pasado 8 de mayo durante una actividad proselitista en la provincia de El Collao (Puno) en la segunda vuelta.

“Hemos soportado 30 años a estos capitalistas delincuentes. ¿Y cuántos años llevamos esperando, 200 años? Ya estamos en el bicentenario. ¿No vamos a poder soportar cinco años? Estamos en la posibilidad de soportar los cinco, 10, 15 o 20 años [...] porque [Pedro] Castillo tiene que gobernar mínimo 10, 15, 20 años para que haya cambio”, aseveró entonces.

La Dirección General de Gobierno Interior tiene un significativo presupuesto. Además, el jefe de esa oficina tendrá la potestad de nombrar, ratificar y supervisar a más de 21 mil funcionarios en todo el país.

Por ejemplo, prefectos regionales, subprefectos y tenientes gobernadores de los distritos del país serán evaluados en los siguientes días por la persona que el ministro Juan Carrasco Millones designe en esa posición.

“Ellos se convierten en los ojos y oídos del gobierno” en provincias de todo los problemas que puedan surgir o que puedan subvertir el orden, señalaron fuentes de El Comercio.

Sin embargo, hay voces con conocimiento del sector que advierten que podría haber un aprovechamiento político del cargo.

El extitular del Interior Carlos Basombrío mencionó que se trata de un cargo de confianza y que la persona designada podría convertir la oficina en un botín político a favor del Ejecutivo.

Basombrío también dijo que tiene testimonios de “primera mano” en la Policía de que hay presiones del ministro Carrasco sobre oficiales de la Dirección Nacional contra el Terrorismo (Dircote), para que no se investigue al presidente del Consejo de Ministros, Guido Bellido, por sus supuestos vínculos con organizaciones terroristas.

El congresista Óscar Zea, quien recibió el apoyo de Mamani en la última campaña, negó a este Diario que haya sugerido el nombre del docente e integrante del Sutep Puno al ministro Carrasco.

Zea también mencionó que el nombramiento de la persona que ocupe un puesto tan importante como la referida dirección del Ministerio del Interior debe estar acorde con lo que dispongan las normas.

Este Diario buscó la versión del ministro Carrasco Millones, pero hasta el cierre de esta edición no hubo respuesta.

La Diviac en la mira

El exministro del Interior Rubén Vargas también se mostró preocupado por la posible designación de Grover Mamani. Afirmó que “sin control, ese aparato del Estado se puede convertir en una plataforma política”.

Para el exfuncionario resulta inquietante la posible desactivación de la División de Investigación de Delitos de Alta Complejidad (Diviac) de la Policía Nacional, unidad de élite que estuvo investigando a Los Dinámicos del Centro, caso donde aparece involucrado el actual secretario general de Perú Libre, Vladimir Cerrón. Vargas considera que buscarán oficiales para la Diviac que sean más condescendientes con los personajes del Gobierno involucrados en casos de corrupción.

Te puede interesar:

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más
ACLARACIONESInicialmente, en este informe se consignó que Basombrío mencionaba al director de la Dircote, general Óscar Arriola, pero tras la publicación de la nota, el exministro precisó que se trataba de oficiales de esa división.