Mauricio Fernandini negó haber participado en entregas de dinero entre Sada Goray y Salatiel Marrufo. (Foto: Andina)
Mauricio Fernandini negó haber participado en entregas de dinero entre Sada Goray y Salatiel Marrufo. (Foto: Andina)
Redacción EC

El periodista , mencionado dentro de la investigación sobre presuntos pagos ilícitos en el sector Vivienda que habrían llegado hasta , negó haber participado en alguna entrega de dinero entre Salatiel Marrufo y la empresaria Sada Goray.

MIRA: Pedro Castillo pidió S/2 millones a Geiner Alvarado para evitar que sus sobrinos vayan a prisión, según Salatiel Marrufo

“Es una falsedad, es una mentira, es totalmente falso. El señor Marrufo tiene que adjuntar pruebas (de lo que dice ante fiscalía)”, señaló este miércoles a RPP.

Según testimonios en la investigación fiscal, Sada Goray habría hecho una entrega de un millón de soles a Salatiel Marrufo en entregas hechas a través de Fernandini en su casa.

MIRA: Salatiel Marrufo asegura que le daba S/50 mil mensual a Pedro Castillo para que lo mantuviera en el cargo

El periodista reconoció que puso en contacto a la empresaria con Marrufo a pedido de su prima hermana, Pilar Tijero, quien le manifestó en agosto del 2021 que conocía a una empresaria que tenía la intención de conocer a personas del sector Vivienda.

Fue para hacer ese favor que contactó a alguien que identificó como Polo Campos, un profesor de marinera que conoce de Chiclayo y que es cuñado de Marrufo. Esta persona le pasó el contacto telefónico del exjefe del gabinete de asesores de Geiner Alvarado.

“Yo sí he llamado a Marrufo para que se reúna con Sada porque mi prima me lo ha pedido”, reconoció.

MIRA: Pedro Castillo afirma que un exfuncionario pretende “involucrarlo” con un hecho que ha sido desmentido

Mauricio Fernandini también detalló que hubo una reunión en su casa en la que estuvieron cuatro personas: él, Pilar Tijero, Sada Goray y Salatiel Marrufo. En esa cita, asegura que se habló de la trayectoria de la empresaria, del fondo Mi Vivienda y el proceso para adquirir créditos de Techo Propio.

“Me pareció que era una conversación interesante entre un funcionario público y una empresaria en mi casa [...] no quería ir a la casa de la empresaria porque sí me parecía mucho más conveniente para mí, periodísticamente, que sea en mi casa. No en casa de una empresaria que no conozco ni en un restaurante que sugirió Marrufo”, detalló.

Fernandini concluyó señalando que no vio ninguna irregularidad en el trámite de poner en contacto a Sada Goray con Salatiel Marrufo. “La historia es una sola y no se puede torcer y dentro de esta historia no hay ninguna entrega de dinero”, insistió.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más