Redacción EC

El humorista mexicano Roberto Gómez Bolaños cautivó a México y gran parte de América Latina con sus emblemáticas producciones, entre ellas, el programa de televisión , cuya última emisión llegó hace 25 años, tras un cuarto de siglo al aire.

MIRA: Obtén aquí más información sobre el programa “El Chavo del 8”

“El Chapulín Colorado”, “El Doctor Chapatín” y “Los Chifladitos” fueron algunos de los segmentos más populares de “Chespirito”, quien tuvo una gran acogida en Latinoamérica y logró traspasar fronteras en la televisión de habla hispana y portuguesa, así como también fue traducido a más de 50 idiomas.

Sin embargo, ningún segmento fue tan popular como “El chavo del ocho”, surgido de los guiones de Gómez Bolaños. Si bien al inicio no fue uno de los espacios principales de “Chespirito”, se ganó el corazón del público “sin querer, queriendo”.

Además de esta última frase hay otras que quedaron marcadas en los seguidores de la obra de “Chespirito”. “El programa número uno de la televisión humorística”, como se presentaba estuvo en la pantalla chica por casi 50 años ininterrumpidos hasta agosto de 2020, cuando un problema por los derechos puso fin a las retransmisiones. Ahora, aunque muchos conocen los capítulos al derecho y al revés, quizás no conozcan los siguientes datos del programa.

EL ORIGEN DEL NOMBRE

El origen de “El chavo del ocho” no es más que una relación entre el título original y su “primer hogar”. Gómez Bolaños y sus proyectos humorísticos no nacieron en Televisa, sino en la emisora Televisión Independiente de México (TIM) que era conocida como “Canal 8”. Cuando “El Chavo” adquirió popularidad fue referenciada como “El chavo del 8”, por el canal donde se emitía.

La fusión de TIM y la emisora Telesistema Mexicano dio origen en 1973 a Televisión Vía Satélite, o Televisa, la cual mantuvo al aire a “Chespirito” con todos sus sketches y, obviamente, respetó los títulos que se habían hecho famosos.

SU PRIMERA VEZ EN TV

La primera aparición del segmento “El chavo del ocho” fue en 1972 con la aparición de Gómez Bolaños como ‘El Chavo’ y María Antonieta de las Nieves como ‘La Chilindrina’. Ese año hubo 11 episodios en el programa “Chespirito” y su éxito originó que al año siguiente siguiera su retransmisión con una serie semanal con título propio.

“DIRECCIÓN, ENRIQUE SEGOVIANO”

Si bien no apareció frente a pantallas, su nombre quedará marcado en la mente de todos los amantes de “El chavo del ocho”. En la presentación de los actores de cada episodio se escuchaba al locutor decir: “dirección, Enrique Segoviano”, haciendo referencia al actor, guionista, productor y director oriundo de República Dominicana. Él fue quien se encargó de la realización del programa entre 1973 y 1978.

HABLANDO DEL LOCUTOR, ¿QUIÉN ERA?

La voz que todos los hispanohablantes recuerdan del programa es, sin duda, la de Jorge Gutiérrez Zamora, locutor de Televisa que presentaba los episodios y actores. Zamora prestó su voz en los programas de la década de 1970 e incluso apareció en imagen en algunos episodios, como el de las vacaciones en Acapulco.

UN EPISODIO FUERA DEL ESTUDIO

En 1977 se dio un hecho histórico para la serie en la grabación de las vacaciones en Acapulco. Mientras que la vecindad, la calle, el restaurante de Doña Florinda y la escuela estaban escenificadas en estudios de Televisa, el episodio “Vacaciones en Acapulpo” –divido en tres capítulos- fue el único grabado en una locación.

El Hotel Acapulco Continental, propiedad del entonces dueño de Televisa, Emilio Azcárraga Milmo, fue el marco de la historia. Otro dato curioso fue que en este episodio aparecen todos los personajes principales, algo muy poco usual en los guiones de Gómez Bolaños.

¿POR QUÉ SE FUE QUICO?

Hay muchas versiones, pero repasemos las principales. Según contó Carlos Villagrán, a su personaje lo sacaron del programa porque era mucho más popular que el mismo ‘Chavo’. El actor, que trabajó con Gómez Bolaños de 1970 a 1978, dijo que Chespirito no calculó la popularidad que iba a tener el “villano” de la serie.

Por su parte, Gómez Bolaños aclaró en varias entrevistas que respetaba la decisión de Carlos Villagrán de renunciar al programa y que incluso le permitía seguir haciendo uso del personaje. La salida de ‘Quico’ dio inicio a una disputa de derechos en el año 2000 con María Antonieta de la Nieves y ‘La Chilindrina’.

QUICO EN VENEZUELA

Tras salir de Televisa por la puerta falsa y no conseguir trabajo en México, Carlos Villagrán optó por probar suerte en otros países y arribó a Venezuela, donde realizó varios programas con ‘Quico’ durante toda la década de 1980. Incluso, Ramón Valdés, ‘Don Ramón’, colaboró en diversos episodios, uno de ellos “Federrico” (1982) de Radio Caravas Televisión, donde su personaje pasó a llamarse ‘Don Moncho’ y tenía una vida sin preocupaciones monetarias.

¿POR QUÉ SE TERMINÓ EL PROGRAMA?

A inicios de las década de 1990, Roberto Gómez Bolaños tenía 60 años, por lo que interpretar al ‘Chavo’ o al héroe ‘Chapulín Colorado’ le resultaba complicado. “En realidad, el programa duró ininterrumpidamente 25 años. Que se dice fácil, pero es mucho. Y tanto el Chavo como el Chapulín cumplieron un ciclo muy importante, que yo quiero respetar”, dijo en una entrevista con RTVE de España en 1996, unos meses después del fin de “Chespirito”.

En cuanto a ‘El chavo del ocho’, se dejó de grabar en 1992 y después solo hubo retransmisiones que continuaron por casi dos décadas en México y América Latina.

VIDEO RECOMENDADO

Falleció el actor Manuel ‘loco’ Valdés

México: fallece actor Manuel 'loco' Valdés

TE PUEDE INTERESAR