Por 15 meses, los investigadores monitorearon a chimpancés que tenían heridas o lesiones en la piel. (Foto: Tobias Deschner/ Ozouga chimpanzee project)
Por 15 meses, los investigadores monitorearon a chimpancés que tenían heridas o lesiones en la piel. (Foto: Tobias Deschner/ Ozouga chimpanzee project)
Diego Suárez Bosleman

En noviembre del 2019, durante una de sus observaciones diarias en el Parque Nacional de Loango, en Gabón, Alessandra Mascaro observó a una chimpancé adulta revisar la herida en el pie que su hijo tenía. De pronto, la madre atrapó a un insecto que estaba debajo de un arbusto, lo puso en sus labios y lo aplicó en la lesión, como si se tratara de un ungüento.

Mascaro, bióloga evolutiva y voluntaria en el , que estudia la población de en Loango, grabó este evento y se lo mostró inmediatamente a sus compañeros. Desde ese momento, los especialistas comenzaron a centrar su atención en la conducta de los chimpancés heridos. Los resultados de esta investigación han sido recientemente publicados en la revista “”.

Compañerismo

Hay que ser claros, la automedicación en no humanos no es algo novedoso, pues existe una amplia literatura científica al respecto. Esta conducta se ha visto en especies de mamíferos, aves e incluso en insectos. No obstante, la mayoría de casos están asociados a la ingesta de partes secundarias de plantas, como hojas enteras, para tratar el malestar estomacal y los parásitos intestinales. La aplicación de restos de insectos, o cualquier tipo de materia animal, sobre heridas no había sido observada anteriormente.

LEE TAMBIÉN: Luchar para sobrevivir: Los animales víctimas del derrame de petróleo [VIDEO]

Durante un período de 15 meses, los especialistas monitorearon 76 heridas en 22 chimpancés diferentes. El uso de restos de insectos en heridas se registró en 19 ocasiones, tanto en machos como en hembras. En la mayoría de casos este comportamiento correspondía a la automedicación, es decir, los chimpancés empleaban esta técnica para tratar sus propias lesiones. Solo en tres ocasiones se vio cómo los chimpancés capturaban insectos y los aplicaban en otros individuos.

 La comunidad de chimpancés estudiada por losespecialista está conformada aproximadamente por 45 individuos. (Foto: Tobias Deschner/ Ozouga chimpanzee project)
La comunidad de chimpancés estudiada por losespecialista está conformada aproximadamente por 45 individuos. (Foto: Tobias Deschner/ Ozouga chimpanzee project)

Simone Pika, biólogo cognitivo de la Universidad de Osnabrück (Alemania), que participó en este estudio, dijo a El Comercio que lo más sorprendente no fue solo el uso de restos de insectos como una especie de medicamento, que “abre una perspectiva totalmente nueva en el conocimiento de los chimpancés”, sino también el acto de ayudar a otros.

“Tenemos un ejemplo de una madre atrapando y aplicando un insecto en la herida de su hijo. Pero también hay casos donde este tipo de interacción se dio entre individuos que no estaban emparentados”, indicó Pika a este Diario.

“Esto puede calificarse como un comportamiento prosocial, que tiene como propósito aumentar el bienestar de otro individuo y se ha relacionado en humanos con la empatía”, agrega.

LEE TAMBIÉN: Parque de las Leyendas: Así limpian a los animales afectados por el derrame de petróleo

Seres más complejos

Existe evidencia de que los chimpancés tienen habilidades cognitivas sofisticadas: pueden usar gestos de manera flexible e intencional, informar a sus congéneres del peligro, formar coaliciones y cooperar en muchos contextos. Además, también hay pruebas de comportamiento prosocial, que incluye acicalamiento, ir en patrullas territoriales y adoptar y rescatar a individuos no emparentados. Por tal motivo, este nuevo hallazgo, opina la experta, confirma la complejidad cognitiva que poseen estos animales. No obstante, todavía hay varias incógnitas por resolver.

Aún no sabemos si este uso de restos de insectos es un comportamiento habitual o exclusivo de nuestro grupo de chimpancés”, explica Pika.

Pero eso no es todo, la especialista comenta que todavía no se ha determinado qué tipo de insecto es el que se emplea y si es que este posee capacidades terapéuticas. También falta mayor investigación sobre quiénes realizan esta acción y en qué circunstancias.

VIDEO RECOMENDADO

TE PUEDE INTERESAR

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más