Está claro que un terremoto puede hacer que se derrumbe un , sobre todo en zonas del mundo donde no hay estructuras antisísmicas. Pero no siempre eventos extremos como los movimientos telúricos son la causa de los desplomes.

Construcciones poco adecuadas o bien errores y descuidos de los encargados de erigir las edificaciones pueden ser también los responsables.

Existen algunos problemas comunes entre las causas del colapso de edificios.

1. Los cimientos son muy débiles

Construir cimientos adecuados puede valer hasta la mitad del precio de un edificio, observa el profesor de ingeniería civil, Anthony Ede, de la Universidad de Ota, Nigeria.

Ede afirma que dos cosas que deben ser fundamentales cuando se está realizando la base de la construcción: la solidez del suelo y el peso del edificio junto a su contenido.

Pero según el profesor, los constructores intentan ahorrar dinero que debe asignarse a los cimientos, como por ejemplo en terrenos pantanosos. Incluso en tierras firmes, las bases tienen que ser lo suficientemente sólidas para soportar el peso de la edificación.

2. Los materiales no son resistentes

Puede suceder que los materiales que se utilizan en las obras no sean lo suficientemente resistentes para contener la carga.

En África, por ejemplo, se registraron tantos colapsos de edificios que llevaron a la Organización Africana de Normalización a llevar a cabo reuniones mensuales para discutir por qué tantas construcciones se derrumban.

Y desde la entidad advierten sobre la existencia de mercados que venden materiales falsificados o que se utiliza chatarra en lugar de acero para las edificaciones. Incluso hay casos de falsificadores que adulteran certificados de autentificación o que los mismos contratistas emplean, a sabiendas, materiales incorrectos para ahorrar costos.

 (Foto: Shutterstock)

(Foto: Shutterstock)

3. Los trabajadores cometen errores

Incluso cuando a los trabajadores se les dan los materiales adecuados para hacer el hormigón, es posible que los mezclen de forma incorrecta y no resistan el peso, dice el profesor Ede.

Además, Ede acusa a los contratistas de emplear a trabajadores no calificados porque son más baratos y de esta manera ahorran dinero.

O también los obreros entienden mal las proporciones de mezcla del concreto y usan carretillas en lugar de los medidores adecuados para calcular la cantidad de cemento.

4. La carga es más pesada

Un edificio puede derrumbarse cuando el peso que lleva dentro es mayor que el que puede soportar.

Ede explica que si una construcción fue diseñada para ser una vivienda y luego se convierte en una biblioteca, con cajas y cajas de libros que se apilan, el inmueble puede colapsar por el excesivo peso. Otra razón es añadirle plantas al diseño original.

5. La fortaleza no fue probada

En todos las fases de la construcción "se debe ser estricto con el control de la edificación", dice el profesor Ede.

El gran problema surge cuando en cada etapa de la construcción hay alguien con una fuerte motivación para ahorrar o ganar dinero, dice.

Hay muchas razones físicas por las cuales un edificio puede desmoronarse, pero en general la corrupción está detrás de todas, concluye Ede.

TAGS RELACIONADOS