Redacción EC

Tomarse un Martini en un lujoso bar es algo que se hace muy seguido en algunos restaurantes o locales, pero ¿te gustaría vivir la experiencia de hacerlo dentro de una pequeña van vintage?

La marca de vodka, se ha asociado con la agencia Ragged Edge para crear el martini bar más íntimo del mundo, el cual se encuentra oculto dentro de una lujosa van Citraen vintage.

Este curioso vehículo, solo dos personas pueden ingresar y aquí podrán disfrutar del cuero, bronce y otros materiales lujosos que hacen la experiencia de beber un martini dentro de una van, algo inolvidable. Ellos recibirán una dosis de Grey Goose Martini que se hará especialmente solo para ellos. Con esta campaña lo que se quiere lograr es que los clientes a la vez de disfrutar de buen cóctel, también disfruten de los paisajes.