Redacción EC

El interior de esta de menos de 53 m2 en San Francisco luce de maravillas. Su tamaño no ha sido impedimento para que los elementos escogidos en su la llenen de mucha alegría y color.

La casa cuenta con una sala, un comedor, una cocina, un dormitorio, un baño y un patio. Asimismo, los tonos pasteles y la madera toman protagonismo en esta residencia.

Su excelente ubicación cerca a las playas y parques de San Francisco han motivado a más de uno en preguntar por esta casa. Conoce más de la pequeña pero acogedora vivienda en nuestra galería.

TAGS RELACIONADOS