Paola Villar S.

Tras ser aprobada por insistencia, ayer 21 de junio se oficializó la ley que “promueve” la adquisición y provisión de las vacunas contra el COVID-19 (Ley 31255), que, en síntesis, “autoriza” a empresas privadas, gobiernos regionales y locales, a comprarlas e importarlas para inocular a sus trabajadores y población de su zona de jurisdicción.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más