Fernando Vivas

Más de un peruano se ha rascado la cabeza tratando de explicarse por qué el pasado martes 22 de junio el Departamento de Estado de EE.UU. emitió un comunicado en el que decía: “Felicitamos a las autoridades peruanas por administrar de manera segura otra ronda de elecciones libres, justas, accesibles y pacíficas”. Tremendo espaldarazo a los organismos electorales locales –e indirectamente a la causa de Pedro Castillo- no solo fue por escrito. El portavoz de la Casa Blanca, Ned Price, lo dijo ante la prensa.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más