Redacción EC

Tras cuatro días de descanso bien merecidos es posible que tu rutina haya experimentado algunos desajustes. Bien sea que no hayas podido (o querido) hacer tus de forma regular o te hayas dejado llevar por el espíritu patriota y disfrutaste al máximo de la gastronomía peruana y sus exquisitas , te recordamos que no hay nada de que arrepentirse. Recuerda que tu bienestar es cuestión de equilibrio.

Pero si estás interesada en dejar los días de vacaciones detrás y recuperar tu rutina balanceada, esta nota es para ti. De la mano de Kiki Dibos, especialista en temas de nutrición, te dejamos diez recomendaciones prácticas para volver a tu rutina nutricional a través de un buen plan de comidas y la presencia de ejercicio regular.

Organízate y planifica

Es ideal plantear un calendario con los espacios que tengas para volver a ejercitarte. También es importante que te tomes el tiempo para ordenar tus comidas.

No te juzgues ni castigues.

Si tuviste unas días de relajo en los que no entrenaste y comiste más de lo usual, tómalo con calma y no te sobreexijas al hacer ejercicio ni te saltes comidas. Vuelve de a pocos.

Recupera la ventana de sueño.

El descanso y ciclo de sueño cumplen un rol fundamental en la salud integral.

Mantente bien hidratada.

Idealmente, consume exclusivamente agua en tu día a día.

Evita comidas altas en sal y grasas

Por lo general, sus componentes nutricionales te pueden dar una sensación de inflamación abdominal y provocar la retención de líquidos.

Mantén un menú balanceado

Esto se puede lograr con diferentes proteínas (animal y vegetal) y diversas frutas y verduras de diferentes colores. De esta manera estarás incluyendo distintos grupos alimenticios en tu dieta.

Haz una lista con el menú semanal antes de realizar las compras

Esto te ayudará a estar más organizada y no optar por alimentos envasados o grasosos cuando tengas muchas hambre y nada a la mano para comer. No olvides cumplir este listado (no compres alimentos que no quieras comer).

Determina metas factibles

La idea es proponerte metas a corto plazo y que sean fáciles de lograr para mantenerte motivado.

Retoma el ejercicio de forma progresiva

Realízalo con intervalos de días o anda incrementando el tiempo e intensidad después de 2-4 días.

Consume snacks saludables para calmar la ansiedad

Los frutos secos, el chocolate con una composición de 80% cacao, las frutas frescas pequeñas (berries, uvas, etc) son ideales para una media mañana o media tarde.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más